Jueves 29 de septiembre de 2016,
Bottup.com

800 hectáreas en el Baix Llobregat: la fantasía engorda

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

Las Vegas, Macao o Singapur

Barcelona. La serpiente para esta primavera-verano sigue engordando. Que Las Vegas sea la ciudad del puterío y las drogas más que del juego, que el promotor Sheldon Adelson, Las Vegas Sands, acumule todas las demandas imaginables financieras y mafiosas o por corrupción, que además no tenga un duro y deba renegociar con los bancos (igualándole a sus interlocutores, la Generalitat), no detiene su fantástica oferta, o la que alguien le ha inspirado.

Promotor y Generalitat están tan con el agua al cuello, que si uno busca unas concesiones en España para que los bancos renueven créditos, el otro, la Generalitat, sueñan con esas 800 hectáreas del Baix Llobregat

Promotor y Generalitat están tan con el agua al cuello, que si uno busca unas concesiones en España para que los bancos renueven créditos y los amplíen para futuras inversiones (el sueño de todo quebrado), el otro, la Generalitat… nuestros dirigentes políticos, más allá del cuento mediático con infinitas fotografías de las grandes construcciones en Macao, Singapur y Las Vegas, más ¡200.000 puestos de trabajo!, sueñan con esas 800 hectáreas del Baix Llobregat. ‘Tecnoprácticos’ en el pelotazo inmobiliario palpan y sienten la recalificación y expropiaciones.

Repartir unas licencias para nuevos casinos, aunque fuera en putihoteles de 3.000 habitaciones o minicasinos rehabilitando viejos edificios o barrios en Barcelona, no tendría gracia. Además, retorcer las leyes del Juego en un momento en que su mercado está más que saturado, ni atraería de inmediato demasiados inversores, ni menos proporcionaría el guión fantástico-político de poco menos transformar Barcelona en una Singapur europea, que entre otras maravillas se ha convertido en el principal paraíso fiscal del mundo.

Es sospechoso que uno de los grandes entusiastas sea Lluís Miquel Recoder Miralles, Consellé de Territori, que como cuentan llenó San Cugat de urbanizaciones en sus diez años de alcalde, contribuyendo, al igual que todo político que se preciara, de derechas e izquierdas, a la burbuja inmobiliaria, o sea, la quiebra del país, de Cataluña o España, como quieran. Sentado junto a Artur Mas, soñarán en los 90 cuando enriquecerse con Gran Tibidabo o Port Aventura estuvo al alcance de familiares e íntimos. 30.000 millones, más la insondable La Caixa, repartidos, y condenado 15 años después solo De la Rosa a tres años, que cumplió en tercer grado. El sueño se amplía revendiendo expropiaciones, caso 22@, y edificando golfs o apartamentos de lujo frente al mar. La gran ilusión… repetir Diagonal Mar.

Quien sepa leer entre líneas, o traducir las intenciones de ‘nuestros políticos’, conocen el significado de tanto entusiasmo y promesas

Hoy uno de sus subvencionados ‘órganos oficiales’, La Vanguardia, publica en primera página:

El Gobierno estudia “punto por punto” las demandas de Las Vegas Sands
El principal accionista, el empresario Sheldon Adelson, trasladó el 21 de febrero al Gobierno sus condiciones para invertir en España
La inversión es demasiado golosa para dejarla escapar. Al menos sin haber hecho todo lo posible (…)
La Generalitat trabaja a toda máquina. Las reuniones con los representantes de Las Vegas Sands Corporation son continuas. Equipos de los departamentos de Presidència, Economia y Territori trabajan conjuntamente en las negociaciones. Cada semana hay reuniones con representantes de la sociedad. “Piden mucha información”, explican fuentes conocedoras de estas reuniones. “Por ahora las cosas van bien”, afirman.
De hecho, desde el mes de julio del año pasado los contactos son habituales. El presidente de la Generalitat, Artur Mas, se ha reunido al menos tres veces con Sheldon Adelson en persona a pesar de que sólo ha trascendido una de las reuniones, la que se celebró el 21 de febrero en el Palau de la Generalitat.”

Quien sepa leer entre líneas, o traducir las intenciones de ‘nuestros políticos’ que tan magníficamente aprovecharon su absoluta competencia sobre territorio y urbanismo, o sea, de hacer lo que les viniera en gana con su ‘suelo nacional’, conocen el significado de tanto entusiasmo y promesas. Con una Ley para expropiar convirtiendo el proyecto en prioritario e indispensable para Cataluña tienen más que suficiente, después que vengan casinos o fábricas de coches chinas… ya se verá.

Me desilusionaría que la fantasía se esfumara, pues en manos de nuestros técnicos en recalificaciones expropiaciones y quiebras, alimentará varios blogs al estilo La gran corrupción. No deseo ni que desaparezca el ‘bienvenido Mister Marshall’, ni que Madrid arrebate el proyecto a Barcelona, con el consiguiente agravio, alimentando el ‘independentismo’…

Continuará…


Destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario