Jueves 23 de noviembre de 2017,
Bottup.com

A Dios rogando…

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

El Obispo de Jaca reparte una  pastoral en que afirma que la “sospecha de la verdad sobre la matanza del 11-M mira hacia el Gobierno”

Opinión

Lo que son las cosas. Uno hace sus planes y piensa: pues oyes, que ya
está bien de tanta crispación y tal, voy a escribir hoy sobre algo más
simpático, algo menos tenso que la cortina de detritus, con perdón para
el que le pille desayunando, que cae sobre los ciudadanos de este país
cada vez que los políticos, así en general, abren la boca.

Sanz al Gobierno: “no pondrán más obstáculos para saber la verdad de la maraña confusa y confundida de otra matanza, el 11-M, cuya sospecha les mira”

 

Pero, claro, ya lo dice el refrán, el hombre propone y Dios dispone.
Y, hete aquí, que Dios se ha dispuesto agitar algo más, si cabe, el
estercolero en que se ha convertido la política española.

Y para ello, el Altísimo ha usado a uno de sus representantes
terrenales. Pero no un curilla cualquiera de una parroquia perdida en
el monte, no, Dios hace las cosas con seriedad, y para esto hacía falta
un primer espada. Así que, como no iba a molestar a Benedicto, (antes conocido como Ratzinguer), al ser una cosa así de provincias, y a Rouco le
tiene muy cargado de faena certificando como se va desmoronando la
familia tradicional por culpa de los matrimonios homosexuales, Yaveh ha
echado mano del Obispo de Jaca, el cuál, solícito y
obediente, como correponde a un obispo ante el Ser Supremo, se ha
apresurado a repartir entre su rebaño una pastoral en donde, entre
otras cosillas, alienta la sospecha sobre el gobierno (ese que
escogimos democráticamente en unas elecciones) de tener algo que ver
con el asesinato de 191 personas, y casi dos míl heridos. Eso para
conmemorar el aniversario de la matanza.

Le dice el obispo Sanz al gobierno: “no pondrán
más obstáculos para saber la verdad de la maraña confusa y confundida
de otra matanza, el 11-M, cuya sospecha les mira
”, bella, a la par que solemne frase, digna de todo un obispo, ¿no es cierto?

 

Todos sabemos que los obispos no mienten nunca. Pero nunca,
nunca jamás de los jamases, palabrita del niño Jesús.

 

Supongo que el obispo debe haber recibido pruebas muy sólidas y
firmes de parte del Señor, algo que le habrá abierto los ojos y que
seguro no tardará en hacer público en plan revelación, digo yo. Me
imagino que pronto veremos publicados en los quioscos el libro
definitivo sobre la verdad del 11M, escrito al alimón entre Dios y
nuestro buen obispo.

Yo es que hasta pienso como habrá ido la
conversación de Sanz con Dios, algo así como: “pero
Señor, ¿seguro, seguro, seguro, que el gobierno es sospechoso de tener
relación con la atrocidad de Atocha?” y Dios debe haberle respondido,
con voz cavernosa, “por supuesto Sanz, ¿acaso dudas de Mí?, ¿no ves que son una panda de islamofascistasprogretarras?, anda, anda, ve y difunde la buena nueva”

Porque todos sabemos que los obispos no mienten nunca. Pero nunca,
nunca jamás de los jamases, palabrita del niño Jesús. Y desde luego
nunca levantan falsos testimonios, pues esas cosas están muy mal vistas
en el reino de los cielos, igual que otros mandamientos que los
miembros de la Iglesia jamás quebrantan, como por ejemplo, no matarás, o
no robarás. Eso todo el mundo lo sabe.

Vean si no este ejemplo de rectitud moral:

El obispo de Huesca y Jaca afirmó en declaraciones al programa La Linterna que la COPE
es “un espacio de libertad y un lugar donde no se dice la mentira”,
algo que “no se puede atribuir, lamentablemente, a tantos medios de
comunicación”. “En la COPE no se hace de la mentira una
herramienta política sino que se dice la verdad. Podrá gustar el modo
de cómo se dice, podremos afinar y revisar nuestras maneras pero ni en
la Cadena COPE ni en la Iglesia católica hacemos de la mentira el argumento de lo que queremos presentar”, sentenció Sanz Montes.

Así que alguien debería dar aviso a la Casa de Campo, porque los
miles de pruebas y testimonios que estos días están desmontando en el
juicio por el 11M, pieza a pieza la teoría de la conspiración alentada
desde (¡anda, que casualidad!) cierta emisora pagada por los obispos,
(más algún periódico muy conocido por su veracidad), ya no sirven de
nada. Ahora ya sabemos quién está detrás de todo esto, el anticristo,
antes conocido por ZP.

Sanz: “…ni en
la Cadena COPE ni en la Iglesia católica hacemos de la mentira el argumento de lo que queremos presentar”

 

Y si queda todavía algún descreido que piense que, tal vez, el
obispo de Jaca y Huesca, se ha vuelto loco y ha acusado sin pruebas de
una atrocidad semejante a un gobierno, por el simple hecho de no ser de
derechas y alentar políticas sociales que disgustan a la Santa Madre
Iglesia, sepa usted, señor descreido, que la cosa está completamente
confirmada por uno de los jefes del obispo, el arzobispo (o sea más que
obispo, algo así como un obispo que es la repera) de Toledo, monseñor Cañizares, que calificaba los atentados de Madrid como unos sucesos oscuros que “no se han esclarecido en su verdad más honda”.

Pues ala, ya saben, sean buenos y no pequen al votar, que el Señor todo lo ve, aunque el voto sea secreto.

{mos_sb_discuss:2}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario