Viernes 30 de septiembre de 2016,
Bottup.com

Más tasas, impuestos y dinero para la banca

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

El ‘suave’ copago farmacéutico se incluye en una cascada impositiva que drena el dinero privado a favor del déficit público, mermando la recaudación

Barcelona. Siempre he considerado un atentado a la salud esos inmensos botiquines familiares. Debe ser porque tengo la suerte de que en los últimos 60 años quizá solo haya tomado alguna pastilla contra el dolor de muelas, ya solucionado. ¡Soy un bicho raro! Pero ni quita ni pone para incluir en mis comentarios que ese ‘suave’ copago se incluye en una cascada impositiva cuyas consecuencias inmediatas es drenar el dinero privado a favor del déficit público que lejos de curar su crónica y mortal enfermedad… la incrementa mermando recaudación. Eso que lo sabe el que asó la manteca, se impone como política prioritaria.

Podría imponerse un drástico recorte de la infraestructura pública: disolver el Senado, Diputaciones, algunas autonomías, consejos, comités, cargos de confianza, empresas públicas y parapúblicas, entes subvencionados, etc.

Insisto hasta el aburrimiento, podría imponerse un drástico recorte de la infraestructura pública… por ejemplo, disolver el Senado, Diputaciones, algunas autonomías (dijo algunas, excluyendo la Generalitat que parece un dogma de fe), consejos, comités, cargos de confianza, empresas públicas y parapúblicas, entes y sindicatos subvencionados, y ese etc. de todos conocido.

Pero si además tal como rezan las noticias de hoy se ha de inyectar más dinero a la Banca, para mantenerla viva, y que no se derrumbe… sin ni siquiera plantearse que cumpla un mínimo de su función de financiamiento familiar y productivo… el retruécano español es un círculo vicioso sin más perspectiva que el paro y las quiebras.

Me decía ayer un comentario que me convierto en un “personaje aburridamente nocivo” (personatge avorridament nociu). Lo de “aburrido”… supongo menos que la actualidad y su traducción mediática, y lo de “nocivo” me inquieta, porque transformar un insignificante incordiador en “nocivo” denota la voluntad de acallarlo, fusilarlo en la tapia del cementerio.

Jamás la ‘palabra’, la ‘crítica’, la ‘prensa libre’, fueran tan necesarias para detener la locura de la gran corrupción y su hijuela la burbuja inmobiliaria. Nunca se menospreció tanto a quienes señalaban como final seguro la quiebra del mejor sistema financiero del mundo, o su mitad las cajas de ahorro, y el desastre de un endeudamiento global sin tino, cubriendo déficit y devengos multimillonarios. Repito y seguiré repitiendo, la prensa conforma con la casta política la culpabilidad única y total.

¿Para qué más tasas e impuestos? Aparte de lo que de sobras sabemos, por ejemplo para:

Siguen inyectando más dinero a la Banca, para mantenerla viva, sin ni siquiera plantearse que cumpla un mínimo de su función de financiamiento familiar y productivo

VozPopuli“El EPA del Valencia se queda corto: las ayudas superarán los 6.000 millones de euros”.

La Vanguardia“El FMI pide que el fondo de rescate europeo ayude directamente a la banca”.

El Confidencial“El Gobierno y el Banco de España han fracasado en el principal objetivo de la reforma financiera, según el Real Decreto de saneamiento del sector: “Recuperar la credibilidad y la confianza en el sistema español”.

 



Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario