Domingo 22 de enero de 2017,
Bottup.com

Aquellos muchachos

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Crítica literaria

Muchachos que, como el salmón, nadan contra la corriente para no dejarse llevar por el tiempo que habrá de hacerles adultos


Image
Ana María Matute

En ‘Aquellos muchachos’  Ana María Matute  da rienda suelta a su literatura más onírica. Sus frases son como de un papel transparente tras el cual se esconden multitud de sentidos que el lector va descubriendo. La ensoñación, lo onírico se mezcla con la realidad de los niños en la calle. Niños crueles, ingeniosos, traviesos que un día dejaron de ser muchachos.

Los relatos de este libro hablan de chavales que no quieren dejar de soñar. Que temen dejar la niñez. Relatos como ‘Galgo’ muestran los problemas personales de los que nunca fueron muchachos.

Lo onírico y lo trágico

La visión onírica, la ensoñación y las sensaciones a penas perceptibles pero muy intensas van descubriendo pasito a pasito la fatal e irremediable tragedia. Muchachos que, como el salmón, nadan contra la corriente para no dejarse llevar por el tiempo que habrá de hacerles adultos.

En ‘Aquellos muchachos’ Matute da rienda suelta a su literatura más sutil. Sus frases son como de un papel transparente tras el cual se esconden multitud de sentidos que el lector va descubriendo. Es otra de las características de esta escritora tan especial.

Si lees a Matute varias veces siempre encontrarás alguna nueva sorpresa. Cada vez la caja marcada con una equis tendrá en su interior agradables aromas o rancios recuerdos. Siempre diferente siempre genial.

{mos_sb_discuss:2}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario