Jueves 08 de diciembre de 2016,
Bottup.com

Tras dos telones, Auschwitz

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Galería fotográfica de uno de los espacios que más dolor y barbarie alberga en su tierra

 

 

Como fotoperiodista y comprometido con mi tiempo, he podido captar imágenes en la Europa del este, Bosnia, Colombia o Chile, entre otros países. En el verano de 2005 me encontraba haciendo un reportaje sobre los cambios en Europa del este en los últimos 15 años, desde la caída del talón de acero.

 

En nuestro camino se topó el campo de concentración de Auschwitz-Birkeneau, y nos vimos en la obligación de sacar imágenes y la oportunidad de tener buen material grafico. Volviendo al recuerdo de aquel día, me viene a la memoria la imagen de un campo perfectamente conservado y con la apariencia de un parque temático: empecé a disparar para captarlo todo. A medida que pasaba por los diferentes bloques, la sensación de culpabilidad se apoderaba de mí, no se el por qué, pero tuve la sensación que por una buena foto no vale todo, con el dolor y el horror producido allí antaño, deje de disparar y sólo saqué una vista general del campo.

 

Creo que este reportaje es el más duro, me dejó huella y la sensación de que podemos enseñar al mundo el horror producido por el hombre, sin llegar a ser sensacionalista. Creo sinceramente que este día fue cuando me doctoré en este oficio, y que puede llegar un mensaje a la opinión publica ofreciendo la base del problema, sin sensacionalismo barato.

 

[blockquote]Auschwitz-Birkeneau
{webgallery}{/webgallery}[/blockquote]

 


Titular, subtítulo, maquetación galería

 

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

1 comentario

  1. Anónimo 07/02/2010 en 20:03

    Hola Antoni!…lo que cuesta de imaginar, y que tal vez sea esa la razon del porque las personas olvidan, es que las imagenes y las palabras no son sufucientes, los gobiernos se encargan de “cuentificar” una desgracia como un evento… mi hija mediana vive en Bremen desde hace 15 años y muchos de los alemanes prefieren no hablar…un abrazo para ti y que seamos amigos por siempre!!

Participa con tu comentario