Viernes 30 de septiembre de 2016,
Bottup.com

Ciudadanía y patria

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)
Un breve examen de la situación política de dos Comunidades que han sido siempre, gracias a los privilegios y esfuerzos de sus gentes, pilares de esa patria llamada España.

Opinión*

No es mi intención hacer una disquisición filosófico-política sobre estos dos conceptos que han sufrido importantes variaciones a lo largo del tiempo; desde la idea de recinto seguro y asociativo de las primeras ciudades del Neolítico, pasando por la democracia ateniense donde la mismísima mujer de Pericles, Aspasia, no tenía derecho a votar, hasta los nacionalismos del siglo XIX consecuencia del fin de los imperios dominantes europeos durante tres siglos, España, Inglaterra y Austria, hasta nuestros días donde resurgen algunos nacionalismos especialmente debidos a la desmembración de la URSS y satélites.
Alfonso Guerra, con su habitual desparpajo, había anunciado la muerte
de Montesquieu y no pasó nada ante la inoperancia del PP y de un
insoportable Presidente como fue Aznar

Estos hombres fuertes del nacionalismo han surgido
principalmente al ver fracasadas su opciones profesionales pero que
encontraron fértil suelo donde acampar y progresar de manera increíble
en la escala social política
Los desastres no se han hecho esperar y los jóvenes, cada vez peor
educados y con menor nivel político, pagan las consecuencias de los
errores de sus mayores


Otra cosa son los nacionalismos pequeño-burgueses que se alían a las facciones, unas veces terroristas otras no, más revolucionarias y utópicas que se basan en las más desprestigiads y fracasadas teorías de principios del siglo pasado y que al igual que el Liberalismo del XVIII, de profundas bases filosóficas, fue reformado casi totalmente.

En nuestro país tenemos dos ejemplos, el tercero de Galicia y sus celtas realmente llaman más a la risa que al estudio, que producen una profunda preocupación. Preocupación que no sería tanta si no estuviera gestándose un cambio de Régimen de manera encubierta y que encabeza el actual Presidente de Gobierno de escasas luces como de sobrada voluntad e imaginación para la supervivencia.

Estas propiedades le permiten superar sus propias contradicciones gracias a la escasa preparación democrática del pueblo español y a la increíble audacia del Presidente de Gobierno para adormecer, cuando no manipular, los poderes del Estado, cimiento de la Democracia. Y a Alfonso Guerra, con su habitual desparpajo, había anunciado la muerte de Montesquieu y no pasó nada ante la inoperancia del PP y de un insoportable Presidente como fue Aznar.

Lo que empezó siendo un trapicheo político con cesión de poder y numerosas prebendas que dislocaban la configuración territorial ha pasado a ser una seria amenaza de partición de España en un primer paso federalista para terminar no se sabe muy bién en qué.

Esta situación sería insostenible sin el adormecimiento de una sociedad que está poseyendo bienes que nunca soñó y a pesar de los numerosos desfavorecidos e índices alarmantes de pobreza. También fortalece la situación la alianza de las más altas burguesías catalana y vasca aliada con grupos terroristas del siglo pasado, alguno con la lucha armada abandonada de momento, pero que tan tristes ejemplos dejó en el pasdo siglo y donde sus pricipales víctimas fueron en su patria chica.

Estos hombres fuertes del nacionalismo han surgido principalmente al ver fracasadas su opciones profesionales pero que encontraron fértil suelo donde acampar y progresar de manera increíble en la escala social política. Nunca tanta incultura y escaso conocimiento llegaron a las más altas magistraturas del Estado, nacional o autonómico.

Los desastres no se han hecho esperar y los jóvenes, cada vez peor educados y con menor nivel político, pagan las consecuencias de los errores de sus mayores. Un País Vasco en una situación de permanente algarada increíble en una Europa democrática y una Cataluña donde el expresarse de forma contaria al poder establecido cada vez recuerda más al franquismo son el eslabón último de esta cadena de despropósitos.

Una anécdota para ilustrar como pueden pagarse a miles de kilómetros las deficiencias educativas. Cuatro jóvenes listos, guapos, blancos “gachupines” (españoles),  idealistas y acostumbrados a no tener freno alguno a sus acciones en su patria chica visitan México sin saber nada más allá de unas cuantas reivindicaciones zapatistas. El resultado, que pudo ser terriblemente peor, muestra por un lado el desprecio de la policía por los derechos de los demás, sean gachupines o mexicanos, y por otro la nula preparación para interrrelacionarse con nadie que no sea de su reducido equipo de ideas. Recibieron parecido trato al que muchos otros sufren en su patria chica pero que no se sienten como el agente 007 en su amada Escocia. Reflexionen.

*Los artículos de Nodo Libre sólo representan el punto devista de su autor. Bottup es una comunidad de centenares de periodistas ciudadanos con su propio criterio, que la Redacción nunca puede coartar.

{mos_sb_discuss:2}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

1 comentario

  1. Ricardo Alonso del Valle 17/08/2007 en 11:50

    Este es mi propio comentario para el amigo Pau de Redacción acerca de lo que es o nó noticia y cuando deja de serlo. He releído los nueve párrafos y salvo “de escasas luces como de sobrada voluntad e imaginación para la supervivencia” referidas al Presidente Zapatero que podría tomarse como una opinión aunque repasando su currículum vitae, publicaciones, investigación, aficciones artísticas, etc. creo es muy objetiva. Como igualmente sería objetivo decir que es guapo, interesante y de buen porte y no por ello se rechazaría como noticia algo que empezara por “el presidente explicó a los periodistas haciendo gala de su buen porte y dicción convincente… ” que podría parecer opinión a la Web del PP.

    El 5º párrafo es una acelarada sinópsis de algunás políticas españolas, PSOE y PP, que todos hemos vivido. Igualmente el 6º evidente a la luz de la História.

    El último párrafo refiere la triste historia vivida por unos jóvenes catalanes que ha sido contada en numerosos medios.

    Tal vez yo también padezco alguna anomalía de mi inconsciente colectivo aunque no creo que sea tan grave como la de nuestros autoritarios políticos que se parecen bastante a la Curia Romana. Termino sin entender donde está la opinión y donde no la noticia.

Participa con tu comentario