Sábado 01 de octubre de 2016,
Bottup.com

Condenan al Servicio Madrileño de Salud por diagnosticar artrosis a una paciente que murió de cáncer

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

La mujer tenía cáncer de hígado en fase terminal

Le recomendaron que visitara un servicio de psiquiatría

(Servimedia) El Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha condenado al Servicio Madrileño de Salud (Sermas) por diagnosticar erróneamente artrosis a una paciente que murió porque padecía cáncer de hígado en fase terminal.

La sentencia condena al Sermas al pago de una indemnización de 90.000 euros por “mala praxis” en la asistencia prestada a la paciente en el Hospital Fundación Jiménez Díaz de Madrid, según informó hoy la “Asociación El Defensor del Paciente”.

En agosto de 2001 le recomendaron que visitara un servicio de psiquiatría por el “gran componente psicofuncional depresivo que presentaba”

Además, la sentencia añade que en el hospital “incumplieron su obligación de poner todos los medios a su alcance necesarios para la asistencia sanitaria, lo que implica una infracción”.

El proceso se inició en abril de 2001, cuando la paciente acudió a su médico de cabecera por presentar un dolor costal. El facultativo, sin la realización de pruebas o analíticas, atribuyó el dolor a una artrosis.

Como los síntomas no cedían, fue remitida al Servicio de Traumatología y Reumatología del Hospital “Fundación Jiménez Díaz”, donde se le diagnosticó “artrosis y osteoporosis en columna“.

En el Hospital de la Ribera de Alzira, en Valencia, donde la
paciente se encontraba pasando unos días de vacaciones, le realizaron
numerosas pruebas y confirmaron que padecía cáncer de hígado con metástasis en fase terminal

En junio de 2001 fue trasladada al servicio de urgencias en el que le diagnosticaron “dolor costal desde hace cuatro meses” y le dieron el alta. Un mes después, acudió de nuevo al servicio de urgencias presentado los mismos síntomas pero volvió a ser dada de alta sin realización de pruebas.

En agosto de 2001 le recomendaron que visitara un servicio de psiquiatría por el “gran componente psicofuncional depresivo que presentaba”. Durante ese mes sufrió un repentino episodio de desorientación espacio temporal y debilidad.

En el Hospital de la Ribera de Alzira, en Valencia, donde la paciente se encontraba pasando unos días de vacaciones, le realizaron numerosas pruebas y confirmaron que padecía cáncer de hígado con metástasis en fase terminal. Finalmente, en septiembre de 2001, la enferma fallecía.

Relacionadas:

El Servicio Madrileño de Salud condenado por un caso de infección hospitalaria

{mos_sb_discuss:3}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Somos periodistas, nuestra función en Bottup es editar profesionalmente todas las noticias que producen los usuarios, publicarlas, difundirlas y atender todas las dudas de los autores y del resto de usuarios.

Participa con tu comentario