Martes 06 de diciembre de 2016,
Bottup.com

Draghi, ¿rescate duro o la nueva peseta?

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

Y Oriol Pujol pide dinero e independencia

Barcelona. El choque de trenes, anunciado por los pigmeos de la Generalitat, se vislumbra a tres o cuatro bandas. Sin ‘medidas exhaustivas’ no habrá un euro.

El discurso ayer de Draghi está claro respecto a España: todos los euros que queráis pero a través de los fondos de rescate y sus draconianas imposiciones

Dragui se inició y animó con lo de que el “euro es irreversible”. Frase que cuanto más la oigo a los políticos más me temo tiene cada uno preparado su plan B.

¿Nos podríamos levantar un día con la nueva peseta en los cajeros automáticos? Repetida pregunta. Por supuesto… valoración inicial a la par con el euro. Media hora después los especuladores con billetes en la mano cambiarían a la baja euros por pesetas. Un espectáculo que aparece y ha aparecido en muchos países. Parece más realista esta elucubración que la desaparición total del euro.

El discurso ayer de Draghi está claro respecto a España: todos los euros que queráis pero a través de los fondos de rescate y sus draconianas imposiciones. Troikas, hombres de negro, controles… y reestructurar ya.

Rajoy sabe que deberá pedir más euros, ¡muchos más! El déficit, las autonomías, ayuntamientos, empresas públicas, y la debacle financiera, no solo no amainan a pesar de los cientos de miles de millones de euros aportados por Europa estos últimos cuatro años, sino que empeoran, por lo que o deberá pedir el rescate que le apunta Draghi, o preparar en una noche el abastecimiento de la nueva peseta para que la calle no reviente.

Imaginar a un abuelo o abuela intentar sacar sus 20 euros para ir al super, y que le anuncien ‘servicio interrumpido’, es forzar mucho la imaginación, pero puede ser uno de los faroles de nuestros políticos: el corralito.

Si mi astracanada de la nueva peseta provocará más mueca que sonrisas, la de nuestros responsables políticos en la Generalitat, impagando colegios, hospitales y geriátricos, lanzando entre corrupciones cartas del ‘camino de no retorno’ hacia la independencia, marca el patetismo de una huida hacia ningún lugar, más pobreza.

¿Me digo yo si no fuera más práctico en cuanto al poder catalán aparcar el independentismo hasta que sepamos de qué o de quien comeremos mañana?

Y si en Madrid a los culpables se les exige judicialmente…

Voz Pópuli:
Caso Bankia: el fiscal pide frenar “el número creciente” de acusadores

… en Barcelona ni la aislada sentencia de Girona contra la estafa de CatalunyaCaixa provoca movimiento alguno. Se publica, pero ni Fiscalía ni los juzgados se colapsan. En las oficinas continúan mintiendo, antes engañando para invertir, y ahora con soluciones que no llegan, y que ateniéndonos a los discursos de Draghi y Merkel, leídos entre líneas, esas preferentes pagarán una pequeña parte del mayor desfalco en la historia de Cataluña.

¿Me digo yo si no fuera más práctico en cuanto al poder catalán aparcar el independentismo hasta que sepamos de qué o de quien comeremos mañana?, ¿o están tan con el agua al cuello por la gran corrupción que cuanto peor, mejor?


Destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario