Sábado 01 de octubre de 2016,
Bottup.com

El incierto futuro de Hamid Karzai

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

El presidente afgano, Hamid KarzaiLa nueva ‘Hoja de Ruta’ de EE UU para Afganistán

La Administración estadounidense parece que ha establecido nuevos objetivos para la lucha contra Al Qaeda en Pakistán y Afganistán. Estos pasan desde el fortalecimiento de las capacidades de contrainsurgencia de Islamabad hasta mejorar las fuerzas de seguridad afganas para que pueda reducirse la asistencia de Estados Unidos, según informa Reuters.

El primer objetivo estipulado en el borrador, titulado ‘Evaluando el Progreso en Afganistán-Pakistan’, es el de lograr desbaratar “las redes terroristas en Afganistán, y especialmente en Pakistán, para degradar cualquier habilidad que tengan para planear y lanzar ataques terroristas internacionales”. En cuanto a Pakistán, el documento indica que los objetivos son limitar la participación miliciana en el Gobierno civil para desarrollar la capacidad de contrainsurgencia de Islamabad y que el Gobierno realice “acciones demostrables” contra la corrupción. Además, pide más ayuda internacional para Pakistán desde China, Turquía y Arabia Saudí.

El primer objetivo estipulado en el borrador titulado ‘Evaluando el Progreso en Afganistán-Pakistan’ es lograr desbaratar “las redes terroristas en Afganistán, y especialmente en Pakistán”

El objetivo exigido por EE UU de mejorar la capacidad del Gobierno para celebrar “elecciones creíbles”, ya no está incluido en el citado borrador al que ha tenido acceso Reuters, aunque sí pide “acciones demostrables del Gobierno contra la corrupción”.

La duda Harzai
El actual presidente afgano, Hamid Karzai, habría conseguido la mayoría absoluta en los comicios presidenciales al rebasar la barrera del 50% necesaria para evitar la convocatoria de una segunda vuelta (54,4 %), en unas elecciones marcadas por el miedo escénico de las amenazas talibanes y que tendría su reflejo en una escuálida participación del 38,7%. No obstante, la misión de observadores de la Unión Europea (UE) difundió un comunicado en el que cifró en 1,5 millones los votos de las elecciones del 20 de agosto “sospechosos” de ser fraudulentos(1,1 millones de ellos favorables a Karzai), por lo que quedaría pendiente un nuevo recuento del 10% de los colegios electorales en los que se han registrado indicios de fraude, recuento que presumiblemente no cambiará sustancialmente el resultado final de las elecciones al ser inviable en estos momentos la celebración de una segunda vuelta electoral en el polvorín afgano.

Convendría recordar además que cuando irrumpieron en el tablero afgano los talibanes, (milicia ultraintegrista procedente de las madrazas deobandis del norte de Pakistán), Karzai dispuso lo necesario para facilitarles el control de las ciudades en las regiones de influencia popalzai, ya que pese a su fanatismo religioso los consideraba como una milicia de hombres virtuosos que buscaban pacificar un país sumido en los desmanes de los numerosos señores de la guerra, por lo que la CIA habría iniciado la búsqueda de un sustituto a Karzai al no gozar ya de su confianza.

Mediante una operación de propaganda, Hamid Karzai sería acusado de tibieza en la lucha contra los talibanes y se iniciarían conversaciones secretas que tendrían como mediador a su hermano Ahmed Wali para la gestación de un Gobierno de Coalición islamista entre pastunes y talibanes y que, tras conseguir en unas elecciones anticipadas la legitimación democrática en las urnas, en el horizonte del 2011 procederían a la creación de la República Islámica de Afganistán, lo que exigiría la retirada de las tropas de EE UU y la consecuente pérdida de presencia en un país considerado por el Alto Mando de EEUU “como pieza geoestratégica vital” en el rompecabezas del Oriente Medio, por lo que no sería descartable la creación de un ambiente propicio al golpe de Estado y posterior derrocamiento y asesinato de Karzai.

Fotografía (cc) World Economic Forum

 

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario