Sábado 10 de diciembre de 2016,
Bottup.com

El quinto aniversario de la crisis

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

El 9 de agosto de 2007 se produjo un movimiento conjunto de la reserva de EE.UU. y el BCE inyectando liquidez a la banca: fue el comienzo de la crisis

Barcelona. Siempre digo que a nuestros políticos y sus turiferarios y propagandistas, ya sean de la derecha o izquierda (porque de todos metieron mano en las cajas de ahorros hasta quebrarlas) les encanta ‘celebrar’ aniversarios por cuenta de los americanos. Si lo de Lehman Brothers en otoño de 2008 cogía a España en plena crisis, muy superadas las turbulencias de Zapatero, y cargaron todos los males del mejor sistema financiero del mundo al quebrado banco, había que retroceder en eventos por el estilo para abarcar la ya estallada burbuja inmobiliaria. Así pues, el episodio elegido para la celebración se sitúa en el 9 de agosto de 2007. Publicaba Hoy Digital:

Crisis económica mundial cumple quinto aniversario
La institución que preside Ben Bernanke inyectó us$17.500 millones  a la banca, mientras que la que en aquel momento dirigía Jean Claude Trichet hizo lo propio en la eurozona, con 95.000 millones de euros.”

Ya reflejaban algunas publicaciones, sin ni eco en prensa y tele españolas en 2007, que los síntomas del desastre se daban corregidos y aumentados en España

Pero ya reflejaban algunas publicaciones en Internet, sin ni eco en prensa y tele españolas en 2007, ni menos en 2005 o 2004, que los síntomas del desastre, por encima de todos los conflictos mundiales, se daban corregidos y aumentados en España.

Entre mis conocidos, ¡y todos los tenemos!, afectados de lleno, las efemérides del quinto aniversario tienen tantos matices especiales que su creación mediática la atribuyen a los mismos que les estafaron:

 

  1. Los que compraron un piso los cinco años anteriores, ¡y mucho antes!, se encuentran que ahora vale un 50% menos, ¡y sin comprador!, de lo que resta pagar de hipoteca. Que si no siguen pagando, y se subastara el piso, arrastrarían una diferencia que amenaza su sueldo por el resto de su vida. 400.000 ya desahuciados.
  2. Ahora ya tienen claro que compraron engañados, saben que el coste básico de un piso de 30.000.000 millones de pesetas no sobrepasaba los diez, y el resto entre terreno recalificado, del 40% al 50 de la vivienda, y ‘costes político-sociales’. Todo el proceso debidamente tasado y certificado por tasadoras propiedad o controladas por cajas y bancos.
  3. Que cuando compraron convencidos por la inmobiliaria de que “se los quitaban de las manos” y se revalorizaban un 10% anual, sobraban más de 2.000.000 de viviendas nuevas y en proceso, de los que aún hay en la propia y deteriorada escalera.
  4. En las ciudades dormitorio VPO franquistas el engaño a inmigrantes sobrepasaba el general estilo inmobiliario (inmobiliarias propiedad o controladas por cajas y bancos) para entrar en el duro delito donde se involucraban directivos de banca y cajas, notarios, registradores de la propiedad, abogados y los estafadores inmobiliarios.
  5. Y si los compradores, unos 3.000.000 desde 2003 a 2007, se encuentran que su particular crisis es ajena a cualquier país, que se genera en España, los inversores, quienes con una vida estable confiaban en los directores de sus cajas de ahorros, de 1.000.000 a 2.000.000, fueron engañan con productos financieros, no solo ‘basura’ sino de timo, convenciéndoles de seguir en su habitual ‘plazo fijo’ pero con más interés. La bolsa española se ha depreciado unos 260.000 millones de euros en los últimos cinco años.
  6. Daños colaterales: 5.600.000 parados y ni se saben los millones ‘sin papeles’ producto del ‘efecto llamada’ por la burbuja inmobiliaria.
  7. Más daños colaterales: ante la multimillonaria ficción los sueldos públicos y ‘parapúblicos’ alcanzan cotas que desbordan presupuestos hasta provocar una deuda pública y financiera superior al impagable billón de euros.

 

Como insisto en La gran corrupción, la exposición anterior es solo a vuela pluma para celebrar el quinto aniversario.


Subtítulo y destacado

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario