Sábado 10 de diciembre de 2016,
Bottup.com

El resurgir de una joven democracia

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

Los indignados de 15-M han proclamado a los cuatro vientos una serie de propuestas y de ideas, muchas de ellas inconexas unas con las otras

El resurgir de una joven democracia en el kilómetro 0 de la Puerta del Sol de Madrid, sin duda, estaba anunciada: son los ‘indignados’, esos 4.910.200 indignados parados y cansados ya de esperar, que exclaman: “Si me lo dices, me olvido. Enséñamelo y puede que me acuerde. Cuenta conmigo y lo entenderé”, así reza un proverbio de sabiduría china. Esto es por lo que claman todos los jóvenes –mujeres y hombres–: ¡cuenta conmigo! (Nadie puede vivir, amar y morir… tranquilamente cuando ‘la espada de Damocles’ la sienten sobre sus cabezas: el despido laboral. Procedente o no procedente, pero despido al fin y a la postre.)

En cualquier caso, el ‘Movimiento de indignados 15-M’ se convirtió en un movimiento ciudadano con la consigna de comenzar una democracia más participativa y plural

Todos sabíamos que estaba más que esperada la derrota del PSOE y, como consecuencia, llegó la victoria del PP. Quizá -en este resultado que conocían y pregonaban todos los comentaristas políticos y periodistas españoles-, tuvo cierta influencia el movimiento 15-M en las plazas de las ciudades españolas. Hemos de entender como significativo que el PP haya ganado en la Comunidad de Andalucía, cuando éste siempre fue un feudo socialista; y que los socialistas fuesen desplazados en la Comunidad de Cataluña, donde triunfó CiU. En cualquier caso, el ‘Movimiento de indignados 15-M’ se convirtió en un movimiento ciudadano, social diría uno, que surgió en España el día 15 de mayo de 2011, con la consigna de comenzar una democracia más participativa y plural, que estableciese una nueva ‘Ley Electoral española’.

Esos 4.910.200 indignados, sin duda, han incurrido en un acto claro y evidente de desobediencia civil, pero éste fue permitido por el sistema democrático español, quien consideró a la ‘voz ciudadana del pueblo’ como la más importante de todas. No obstante, hablaron los votos posteriormente, y dijeron: “(…) que gobierne el PP en los principales ayuntamientos y autonomías españolas”.

En cualquier caso, en nuestra joven democracia española se ha producido un germen de inconformismo en las plazas, en las calles, en el ambiente de la sociedad española… de cierta magnitud, como consecuencia de que el señor Rodríguez Zapatero -presidente del Ejecutivo español- resultó ser un mal gobernante (el peor presidente hasta la fecha en una joven democracia). Mas es un hábil y oportuno político: deja atrás todo lo que le impide seguir hacia delante. Pudo haber sido un buen gobernante, pero no lo fue: no porque no quiso, sino porque… no supo serlo, para desgracia de todos los españoles/as.

Pero en estos últimos cuatro años, uno se pregunta qué se ha hecho en la vida política española. Nada o casi nada: ‘nothing of anything’, que dicen los ingleses. Hemos de entender que los indignados de 15-M han proclamado a los cuatro vientos una serie de propuestas y de ideas, muchas de ellas inconexas unas con las otras. Pero lo importante no es esto: lo fundamental ha sido que la juventud no está conforme con la forma de gobernar en España.

En nuestra joven democracia española se ha producido un germen de inconformismo en las plazas, en las calles, en el ambiente de la sociedad española

El Movimiento de indignados del 15-M pidieron y reclamaron un democracia española más participativa, una Ley Electoral española nueva: ambos partidos mayoritarios -PSOE y PP- tienen y tuvieron la ocasión -en sus manos- de cambiar nuestro sistema electoral proporcional (Francia lo eliminó en el año 1958) por el sistema mayoritario: éste permite que se mantenga una relación directa entre diputados y sus electores, contando los primeros con cierta independencia con sus respectivos partidos políticos.

Nuestro sistema proporcional de votos empleado actualmente ha permitido y sigue permitiendo que se creen partidos políticos nacionalistas en las distintas comunidades autónomas, que forman nuestra geografía española. Éstos existen en Galicia, Navarra, Aragón, Canarias, Cataluña, Valencia…, quienes pueden convertirse en cualquier momento en ‘partidos bisagra’, y que, a la corta o a la larga, sacarán sus réditos económicos y políticos del Ejecutivo de turno: así es muy difícil gobernar, así no se puede gobernar, así nos encontramos tan mal gobernados: aquí y ahora. Los partidos políticos deberían financiarse con sus propias cuotas -las de los afiliados-, pero todos sabemos que, cuando éstas no llegan, han de valerse de los dineros de los ciudadanos.

Estos pequeños partidos políticos (BNG, CiU, PNV…) que a su vez hacen causa común en la implantación de sus propias lenguas –que lo son: gallego, catalán y vascuence–, están fomentando una especie de ‘extranjerías’ o ‘extranjerismos’ en sus propias autonomías, que hacen que sus habitantes miren a España como una nación enemiga: nada más lejos. Han de entender, y de verdad, que, con sus idiomas –y una vez que atraviesen los Pirineos–, nadie conocerá los últimos, y sí el inglés y el español: ésta es una realidad como un templo.

La experiencia de Zapatero, y cuando presidió la Unión Europea (01/01/2010), resultó ser una frustración, para él mismo y para los españoles, que esperábamos verle codearse y aprender de los políticos de turno: Ángela Merkel, Sarkozy, Gordon Brown, Berlusconi, Van Rompuy, etc. Su flamante sonrisa, esta vez, no le sirvió de nada ante unos políticos ya curtidos en el ‘arte de gobernar’.

El PSOE y el PP lo debían arreglar, pues para eso cobran grandes sueldos del Estado español, van a tener ‘grandes retiros’, amén de los gastos de representación

Y lo que es aún más importante: ahora, sin embargo, saldrán a la palestra viejos nacionalismos extremistas que no podemos reconocerlos como plenamente racionales, en tanto en cuanto proponen el reconocimiento sólo de los miembros de su grupo étnico. “A orillas de un barranco, / dice un negro, con afán: / Dios mío, quién fuera blanco, / aunque fuera catalán” (Coplas y cantares del pueblo ecuatoriano, donde se conserva el recuerdo de viejos conquistadores, y, al mismo tiempo, una fuerte rivalidad regional). Esto último está ocurriendo en España, lamentablemente, y el PSOE y el PP lo debían arreglar, pues para eso cobran grandes sueldos del Estado español, van a tener ‘grandes retiros’, amén de los gastos de representación, y, por tanto, es su obligación ‘organizar’ un poquito España, digo yo… que no es mucho pedir.

Todo el mundo lo sabía y poco o nada se hizo al respecto: la destrucción de empleo era inminente. Se veía venir a pasos agigantados, porque nuestro control económico de las 17 autonomías españolas y las dos ciudades autónomas, que poseemos, es muy deficiente: diría uno que nefasto, lo cual ha contribuido a la desestabilización del Presupuesto Nacional para ellas. Avanzamos –con botas de siete leguas- hacia un túnel negro, cuya salida se nos hace interminable, y ningún político español es capaz de aportar ideas claras para salir… de la crisis actual, que genera ya más de cuatro millones de parados. ¡Qué Dios nos coja confesados!

La Coruña, 6 de junio de 2011
Mariano Cabrero es escritor


Destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

(...)He nacido en Madrid, 8 de Noviembre de 1938. Estoy casado y con dos hijos. Soy esscritor, poeta y ensayista. Funcionario de La Administración del Estado(escala Ejecutiva), jubilado, pero con unas ansias enormes de seguir escribiendo para aprender de los demás. Informar, tratar de ilustrar y entretener forman parte de mi bagaje cultural, que renuevo a diario. Y en todo momento trato de transmitir tranquilidad y esperanza a la sociedad actual: todo dentro de una ética periodística adecuada a cada momento. Busco como articulista el informar cuanto antes lo que acontece a mi alrededor. Lo demuestro con mis humildes obras( hijos propios salidos de mis sueños): "Periodismo: ¡Difícil profesión!" (1995) y "Mi compromiso con el periodismo" (1998). Intento penetrar en el difícil mundo de la poesía, y lo lleva a cabo con silencios, diálogos con muertos y con la exaltación del amor a la mujer: el ser más maravilloso sobre la tierra. Trato de demostralo con mis libros de poemas : “Reminiscencias de mi juventud, Poemas" (1994), "Miscelánea de muertes, sueñosy recuerdos, poemas" (1995), "La realidad de mis silencios, poemas" (1997) y "La travesía de la vida, poemas" (2001).Siempre escribo para aprender de los demás, de sus críticas, de sus consejos...He tratado de no mentir, más uno lo haría en dos casos muy concretos: a) para salvar la vida de un ser humano, y b) para elogiar la belleza de una mujer –parto de la base de que para uno existen tan sólo mujeres menos guapas, pues toda mujer tiene su encanto...-.

Participa con tu comentario