Domingo 04 de diciembre de 2016,
Bottup.com

Elecciones andaluzas, como siempre, todos contentos aunque ‘pierdan’

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

Si pido que alguien me explique por qué todos los profesionales de la política se muestran tan contentos por la tele, recibiré más o menos cuatro respuestas tipo: izquierda, derecha, más izquierda, nacionalistas, y la de los Indignados o no votantes sin representación televisiva ni poltronas

Barcelona. Conclusión: el paro subirá del 23 al 31%, y en Andalucía más ¡aunque parezca imposible! Las quiebras continuarán, la capacidad adquisitiva mermará… y todos los políticos contentos. En Andalucía, unos han ganado aunque sin alcanzar la mayoría absoluta, y otros no pierden tanto como suponían, y repartiendo cargos conservarán el poder. En Asturias, todos ganan, y en Cataluña… vamos hacia Icaria… pero despacio, sin sobresaltos peligrosos.

En Andalucía, unos han ganado aunque sin alcanzar la mayoría absoluta, y otros no pierden tanto como suponían, y repartiendo cargos conservarán el poder

Un nudo gordiano. Política kafkiana, imposible de entender en cualquier democracia. Estoy convencido de que quienes financian el marasmo español (Europa, muy preocupada por España, y ahora ya por Rajoy, porque los reformas apenas inciden o a peor) ni siquiera se hubieran sentido felices si el PP hubiera ganado por mayoría absoluta en una autonomía con el 31% de parados, donde a casi el 40% del 62% de los votantes ya les va bien, y no desean el mínimo cambio. ¿Ganar el PP hubiera elevado el paro al 40%?, parece que sí. La Reforma Laboral no detiene la caída libre del paro y las quiebras, sustituyendo la contratación por ‘contratación basura’, que tampoco soluciona los balances empresariales. Diría que una profunda Reforma Estructural hubiera debido preceder a esa Reforma Laboral.

La política continúa en el “atado y bien atado”, donde sus profesionales se sienten tan a gusto que ni siquiera quienes hacen bandera de separatismo… tienen prisa por separarse.

Una vez más la corrupción, ni en grado superlativo, tumba gobiernos. Es un hecho asumido, y por lo que me temo entre justificado y perdonado. Y de nuevo indiscutible que en cualquier país democrático, o rompiendo partidos o cambiando las caras al mando, se hubiera renovado la política. Jamás 32 años los mismos en el poder. Impensable con el 23% de paro, e imposible con el 31%. Con ese porcentaje es hasta inimaginable la ‘paz social’.

En cualquier país democrático jamás 32 años los mismos en el poder. Impensable con el 23% de paro, e imposible con el 31%. Con ese porcentaje es hasta inimaginable la ‘paz social’

Me pregunto en qué porcentaje se halla la economía sumergida y el tráfico de drogas. Si en Sudamérica o Afganistán se mantienen ejércitos combatiendo, España o Cataluña y Andalucía, entre el mercado propio y el europeo, pueden mantener un ejército de ‘parados’. Y quienes de los parados reales no quieran delinquir, ¡allá ellos!

Insisto, seguiremos en la misma noria, hasta que la deuda española estalle por la oposición europea a su escalada. Y si ni siquiera una Indignada Oposición renueva conciencias… tenemos asegurada la partitocracia.

La paciencia europea conducirá a que dentro de cuatro años por el descontento general gane el PSOE, Rubalcaba, y en Cataluña el PSC, y así sucesivamente… tras otros cuatro, el PP…


Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario