Domingo 25 de septiembre de 2016,
Bottup.com

Falsificación y estafa: Narcís Serra, Rodrigo Rato y Fernández Ordóñez

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

OPINIÓN / Se falsifican balances para ocultar la quiebra, se estafa a los inversores, y ninguna detención. En cualquier democracia, Narcís Serra, Rodrigo Rato, el supervisor Fernández Ordóñez, y un centenar más, estarían detenidos

Barcelona. No somos un país serio… y menos una democracia. Parece de chiste pero en Cataluña abre expediente la ¡Agencia Nacional de Consumo! y en Madrid la Izquierda pide que se abra una Comisión de Investigación en el Congreso. ¡Una Comisión! ante la evidencia y público conocimiento de delitos y perjudicados, cuando lo que se ha de abrir es un proceso penal.

Se pide una Comisión! ante la evidencia y público conocimiento de delitos y perjudicados, cuando lo que se ha de abrir es un proceso penal

Pero no estamos ante un caso de simple o múltiple estafa, estamos ante la primera de las causas de la quiebra del país… la quiebra del mejor sistema financiero del mundo, conllevando el cierre mundial de los mercados, la desconfianza al descubrir que los balances se falsifican… Y con total impunidad.

Entre decenas de comentarios de ayer, destaco:

“querido amigo, olvídate de la Fiscalía, del Banco de España, estamos como decía mi madre dejados de la mano de Dios.”

“Lo que estamos” es ante una banda de delincuentes que se han hecho con el poder en varias instituciones financieras y el Banco de España, donde el que no delinque, encubre.

Pero repito, lo malo no es que el cajero de un banco se lleve 500.000 euros, sucedido en Bankia la pasada semana, lo malo es que los mecanismos internos de control no lo descubran de inmediato, y mucho peor que para ocultarlo se cometan falsedades, y ya lo incalificable es que se descubra, y la gran corrupción, o poderes públicos actúen para ocultar los delitos.

Lo malo es que los mecanismos internos de control no descubran la estafa de inmediato, que para ocultarlo se cometan falsedades, y ya lo incalificable es que se descubra, y los poderes públicos actúen para ocultar los delitos

Para no cabrearme ante la evidencia de las desgracias de mi vida, la corrupción: jugando con el sarcasmo, leo la noticia más simpática del día en La Vanguardia:

Telma Ortiz deja su puesto en el Ayuntamiento
El alcalde Trias, que se mostró contrario a su nombramiento, reconoce que es una “persona competente”.”

Una ‘prensa libre’ le hubiera reprochado la sandez de la ¡competencia!, tanta o igual a miles de licenciados con masters que no aprobarán jamás unas oposiciones… al estilo de las convocadas por las instituciones catalanas.


Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario