Lunes 26 de septiembre de 2016,
Bottup.com

GISA, gestión de infraestructuras S.A.

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Suma y sigue: nuevo Presidente Joan Lluis Quer

Barcelona. Sociedad anónima pública creada en 1990: sus acciones pertenecen a la Generalitat, y su actividad la describe su nombre, “infraestructuras”. El por qué se constituyen estas sociedades lo respondería cualquier aficionado, las sociedades mercantiles son más manejables que los entes públicos; no se sujetan a las complejas leyes y normativa de la contratación pública, actúan como entes privados… de ahí a la ‘Gran Corrupción’, un paso, son la base, y todo ente público que se precie maneja varias, y algunos demasiadas.

Las detenciones de anteayer y el sumario abierto son un capítulo más de la ‘Gran Corrupción’ en cuanto a obras públicas; el más que generalizado 3% que Pascual Maragall denunciara en el Parlament, achacándolo a los de CIU, como si con él y los socialistas no fuera el problema. Pasados unos años lo del 3 se convertía en el 5%, que Félix Millet anotaba en su agenda. Este nuevo sumario más que un capítulo de la ‘Gran Corrupción’ es un apartado de uno de los cientos de capítulos. Pinchan teléfonos por el tema del Puerto de Barcelona (ajeno a GISA y comentado el 28 de diciembre de 2010) y cae una carretera en Gerona. Podrían caer todas las carreteras, pero es una selección telefónica lo que determinará el caso. Meter mano en una pecera a rebosar de peces, o una variante del Caso Pretoria.

Las detenciones de anteayer y el sumario abierto son un capítulo más de la ‘Gran Corrupción’ en cuanto a obras públicas: el más que generalizado 3%

Cualquiera que a través de su vida profesional haya siquiera rozado el mundo de la construcción sabe que las comisiones y pagos en negro son indispensables. De la simple comisión a la gran mordida o al doble y triple precio, o miles de camiones de piedra como en el Puerto, es una cuestión de avaricia o de más o menos grado de corrupción y corruptos en todo el proceso.

De nuevo la redacción oficial: la empresa Rubau-Tarrés SA soborna presumiblemente al gerente de GISA. Y yo vuelvo a lo mío: no existen sobornos, a los corruptos no se les soborna, imponen el porcentaje, es el peaje obligado para poder optar a obra pública.

Y de nuevo toca repetirme… aquí no se construye por plicas con precios y calidades (para eso están las sociedades mercantiles constituidas por entes públicos, para burlar esos inconvenientes) sino por la cercanía al conseguidor-recaudador o político de turno.

El pasado año el anterior Consellé de Obras Públicas de la Generalitat Joaquim Nadal anunciaba:

“La firma pública catalana Gisa prevé invertir 4.000 millones en infraestructuras hasta 2015
(…) De los 4.137 millones, 3.235 se destinarán a mejoras en el transporte para reformar tramos de carreteras catalanas, y estaciones de tren, metro y autobús, como por ejemplo el intercambiador de Arc de Triomf, la nueva estación de autobuses de Zona Universitaria, y continuar con los trabajos de prolongación de la Línea 5 del Metro, así como de las líneas de Ferrocarrils de la Generalitat de Sabadell y Terrassa (…)”.

Un 5% son 200 millones de euros. 33.300 millones de las viejas pesetas. Mucho dinero para que los buitres no impongan su bocado. Se introducen unos números de teléfono en el gran fisgón y chivato SITEL y…

Aquí no se construye por plicas con precios y calidades sino por la cercanía al conseguidor-recaudador o político de turno

Anteayer leíamos:

“Agentes de la Policía Judicial de la Guardia Civil (de nuevo los federales, el FBI) han detenido a una persona en un registro practicado esta tarde en la sede de Barcelona de la empresa pública GISA, que gestiona la adjudicación de las obras de la Generalitat, según han confirmado la Fiscalía y el Departament d’Economia.
El caso, que está bajo secreto de sumario, podría estar relacionado con presuntas irregularidades en adjudicaciones de obras a empresas privadas y uno de los detenidos sería un alto cargo de GISA. La investigación está coordinada por el Juzgado de Instrucción número 5 de Barcelona y por la Fiscalía de delitos económicos, quienes han solicitado información sobre las actuaciones de Gisa en Girona desde 2007.”

Quizá no se trate del chivato SITEL y el nuevo presidente de GISA se haya propuesto limpiar la casa (que ya conocía según su currículum) aunque para ese cometido hubiera utilizado la Policía Autonómica, los mossos:

El Govern nombra a Joan Lluís Quer nuevo presidente de GISA
08-02-2011 / 17:00 h
Barcelona, 8 feb (EFE).- El gobierno catalán ha nombrado hoy a Joan Lluís Quer (Barcelona, 1961) como nuevo presidente de la empresa pública Gestión de Infraestructuras (GISA).
Quer es ingeniero de Caminos, Canales y Puertos por la Universidad Politécnica de Cataluña y ha trabajado 14 años en cargos de dirección de empresas públicas de la Generalitat donde ha gestionado inversiones en infraestructuras.
Fue gerente de la Agencia Catalana del Agua (2002-2004) y de las empresas públicas de la Generalitat REGSA y GISA (1993-1999); director general de Auding-Auditorías e Ingenierías S.A.
(2004-2008), responsable de planificación y proyectos de Alcantarillado de Barcelona, Empresa mixta (CLABSA), y jefe de proyectos de Aplicaciones del Agua S.A. (ADASA), del Grupo Agbar (1987-1991).
Gestión de Infraestructuras (GISA) se constituyó en 1990 y su objeto social es proyectar, construir, conservar, explotar y promover todo tipo de infraestructuras y edificaciones que la Generalitat promueva o en las que participe y los servicios que se puedan instalar o desarrollar.
También proyecta y construye todo tipo de infraestructuras y edificaciones de terceros con los que la Generalitat haya acordado la construcción. EFE”

Y para completar el panorama en este pequeño paréntesis de la ‘Gran Corrupción’, transformado en nuevo y quizá eterno sumario, aparece de abogado defensor, Francesc Jufresa, clásico y tradicional en estos casos, aunque para mi gusto en el juicio del Caso Hacienda de Barcelona, pendiente de sentencia, no se lució demasiado defendiendo al indefendible Javier De la Rosa. Los quince o veinte años de pasados los presuntos delitos ya significan una gran defensa, aunque no solo a él atribuible. Sus tesis sobre la prescripción no prosperaron.


Destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario