Lunes 05 de diciembre de 2016,
Bottup.com

Hollande y la austeridad

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

Lo de aparcar la austeridad me parece mal, con aparcar la miseria, me conformaría

Barcelona. Aquí, en España, la austeridad debe propiciarse. Exigirse, recortando cargos, sueldos y dietas a esos 440.000 políticos que cobran del Estado o del ‘paraestado’. Una Reforma Estructural mandándoles al paro… y no solo relegándoles a uno de sus apaños en la Administración, y menos permitiendo que el sector ‘privado’ o ‘parapúblico’ les contrate con sueldos de 200.000 euros… para la única finalidad del chalaneo entre la casta política destinado a la obtención de ‘favores’, ‘presupuestos’, ‘aumentos de tarifas’ y demás atracos al bolsillo ciudadano.

Cuando Merkel dice que se ha de profundizar en ajustes y recortes, no se refiere únicamente a hachazos impositivos, y despedir ‘interinos’, con lo que se ‘profundiza’ en el paro y las quiebras, sino al manteniendo de estructuras y privilegios

Los que somos austeros a la fuerza, y cada vez más, la palabreja sabe a hueco. No rompo una lanza por Merkel si digo que en cuanto a España era y ¡es! vital cortar el abuso de político-financieros y reestructurar el Estado… y cuando dice que se ha de profundizar en ajustes y recortes, entiendo que no se refiere únicamente a hachazos impositivos, y despedir ‘interinos’, con lo que se ‘profundiza’ en el paro y las quiebras… sino al manteniendo de estructuras y privilegios.

En Cataluña entre ‘consorcis comarcales’ o ‘entes subvencionados’, y unas 300 empresas públicas con sueldos de ‘capitán general’, la austeridad adquiere un significado concreto: recortar hasta convertir en ‘austeros’ a su casta política, los ‘nuevos ricos’ desde hace 33 años.

La austeridad radica en no gozar de una segunda residencia-masía-finca en el Ampurdán, o un apartamento en los Pirineos Orientales Franceses con dos todoterreno en el garage… o del refinamiento del desaparecido Bulli y similares… o recorrer las tiendas de Paseo de Gracia, Rambla Cataluña o Diagonal (el no va más del lujo mundial)… o los mejores burdeles de Europa… descubriéndose por añadidura que los depósitos de aguas residuales entre las calles Provenza y Enrique Granados contienen una exagerada concentración de cocaína.

¿Qué entenderá por ‘austeridad’, Adolf Todó, heredero de Narcís Serra en CatalunyaCaixa, ganando más de un millón de euros al año y amparado por ocho millones si le despiden, ¡o se cansa y se va!?

Lo del crecimiento lo entiendo mejor… pero no se crecerá si los canales crediticios radican en el podrido sistema financiero español… y lo ahoga el peso del sector público sobre los costes de producción.

Si las promesas francesas son de agradecer… la deriva griega donde además de recortar todo lo recortable han dejado de pagar gran parte de su deuda pública, y amenazan con no pagar el resto… no ayuda ni al euro, ni a cualquier promesa que eleve al poder a quien sea.


Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario