Miércoles 18 de octubre de 2017,
Bottup.com

¿Qué Europa nos espera?

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)
Image
El eje franco-alemán podría ganar peso e importancia en detrimento de la propia UE

Image
Proyección sobre los principales cambios socioeconómicos y políticos que podrían tener lugar en la Europa de la próxima década, condicionados por la severa crisis económica global y la posterior crisis de valores.



La Europa del próximo decenio: 

 

1.- Desaparición de la actual Unión Europea y su sustitución por una constelación de países satélites dentro de la órbita de la alianza franco-germana. Esto, conjugando los acuerdos preferenciales energéticos con Rusia con el redescubrimiento de la energía nuclear, serán el referente político-económico europeo de la próxima década. El resto de países no integrados en dicha órbita se podrían ver obligados a retornar a economías autárquicas y sufrir masivas migraciones interiores. El Reino Unido pilotará la nave capitana de una reactivada Commonwealth, protegido de los temporales por su proteccionismo económico y su altiva insularidad.

Podrían aparecer en la escena política líderes con fuerte carisma personal y poder de
convicción, derivando en la práctica en gobiernos personalistas con
claros tintes autocráticos

2.-Constitución de Gobiernos de Coalición como diques de contención ante la severa crisis económica y de valores que se avecina para el próximo decenio. Se demostrarán claramente ineficaces y provocarán la aparición en la escena política de líderes con fuerte carisma personal y poder de convicción, derivando en la práctica en gobiernos personalistas con claros tintes autocráticos.

3.-Drástica reducción del papel asistencial de ‘Papá-Estado’: Se implantará la jornada laboral mínima de 45 horas semanales; se retrasará la jubilación hasta los 65 años y se dará una dramática reducción de subsidios sociales. Entre estosúltimos, sufrirán recortes la duración y cuantía de las prestaciones del desempleo; las ayudas a la natalidad, pensiones de jubilación y viudedad. También veremos síntomas de agotamiento de la sanidad universal pública y gratuita, con el consiguiente colapso de los servicios de urgencia y progresiva implantación de un canon obligatorio por su uso.

4.-Pérdida significativa del poder adquisitivo de los trabajadores debido al diferencial entre las tasas de inflación y los exiguos incrementos salariales, llegando incluso al estancamiento de los mismos. Se incrementará la precariedad laboral con la generalización de salarios mileuristas e interinidad vitalicia, lo que unido al aumento galopante del paro provocará la radicalización de los otrora aburguesados y sumisos sindicatos de clase. Esto podría dar pie a frecuentes episodios de conflictividad laboral. También podría darse un extraordinario auge de los grupos antiglobalización, que aplicando técnicas de guerrilla urbana, pondrán en jaque a las fuerzas de seguridad.

5.-Agudización de los sentimientos xenófobos de los países europeos, ayudado por la proliferación de incontables poblados ilegales así como la conversión de las barriadas periféricas de las grandes urbes en auténticos guetos de inmigrantes. Éstos estarán condenados a vivir confinados en sus límites y sufrir bestiales tasas de paro, con el consabido aumento de la sensación de inseguridad ciudadana, el irreversible deterioro de los servicios de educación y sanidad públicos. Esto podría llevar a un espectacular auge de los grupos de ideología neonazi.

Se renovará del obsoleto parque automovilístico europeo con coches
respetuosos con el medio ambiente y se reordenará del transporte de mercancías terrestres, primando a las
nuevas ‘autopistas del mar’ y vías férreas de alta velocidad

6.-Aplicación de una política de corte autoritario en materia de seguridad y orden público: Se podría incrementar notablemente la presencia policial en las calles; poniendo coto a la Inmigración ilegal (restricción casi total de nuevas entradas y aplicación de la expulsión automática de los “sinpapeles”); persiguiendo implacablemente la galopante delincuencia común y practicando la política de ‘Tolerancia Cero’ con los grupos terroristas europeos e islamistas, así como con los grupúsculos radicales de ultraizquierda. Esto se hará mediante leyes que rozarán la inconstitucionalidad, con el subsiguiente colapso de los centros penitenciarios y estallido de motines en las prisiones.

7.- Autoabastecimiento energético y de recursos hídricos en el horizonte del 2020. Acuciados por la elevada dependencia energética (50%) impulsarán la construcción de nuevos embalses y polémicos trasvases, la reapertura de obsoletas minas de carbón y la reactivación de la otrora denostada energía nuclear, complementado todo ello con el extraordinario impulso de las energías renovables y el furibundo embate de los grupos ecologistas radicalizados.

8.-Instauración del Programa Europeo sobre el Cambio Climático, con el compromiso de reducir el 8% de las emisiones de gas invernadero en el horizonte del 2010 mediante la clausura de obsoletas plantas nucleares y contaminantes centrales térmicas y su sustitución por centrales de última generación; aplicación de aranceles a los países no respetuosos con Kioto. También se renovará del obsoleto parque automovilístico europeo con coches respetuosos con el medio ambiente (eléctricos e híbridos) y se reordenará el transporte de mercancías terrestres, primando a las nuevas ‘autopistas del mar’ y vías férreas de alta velocidad.

 

 

 

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

6 Comentarios

  1. Anónimo 18/12/2008 en 20:00

    El auge de los grupos antiglobalización no es de extrañar. Guerras, muertes, destrucción, pobreza… todos estos ingredientes se han introducido vil, selectiva y estretégicamente para buscar un gobierno único. El silencio de la gente que ha abierto sus ojos a esta realidad es importantísimo. Por eso se envia a cuerpos de policía y antidistrubios y después se les acusa de vándalos en los medios para desacreditarlos

  2. Anónimo 18/12/2008 en 19:55

    “4.-Pérdida significativa del poder adquisitivo de los trabajadores debido al diferencial entre las tasas de inflación y los exiguos incrementos salariales, llegando incluso al estancamiento de los mismos. Se incrementará la precariedad laboral con la generalización de salarios mileuristas e interinidad vitalicia, lo que unido al aumento galopante del paro provocará la radicalización de los otrora aburguesados y sumisos sindicatos de clase. Esto podría dar pie a frecuentes episodios de conflictividad laboral. También podría darse un extraordinario auge de los grupos antiglobalización, que aplicando técnicas de guerrilla urbana, pondrán en jaque a las fuerzas de seguridad.”

    Estás asociando fenomenos a largo plazo con un fenómeno a 2-5 años que es la actual crisis económica. Esta crisis está evidenciando que el capitalismo es una estafa piramidal comenzado en la Reserva Federal de los EEUU y extendida por el resto del mundo en un efecto dominó. Esto nunca aparecerá en la prensa ordinaria y si acusaciones a los ejecutivos de empresas partículares (ver caso Madoff) en un intento de manipular la realidad y alejar a los ciudadanos de la real imperfección y vileza subyacentes en dicho sistema. La cuestión es que si se ha llegado a este punto sólo puede ser debido a dos razones: -1 El capitalismo se está autocolapsando debido a propia naturaleza (no me parece). -2 Todo es provocado para alcanzar un fin (hay muchos candidatos como la substitución del dólar por el Amero o una moneda única mundial o cualquier otro tipo de re-organización mundial). Coincidiendo con el principio del post, esto llevará una radicalización de la sociedad. Si esta crisis representa el colapso del capitalismo liberal, entonces las consecuencias serán a largo plazo. Por el contrario si busca un fin, la crisis se extenderá por un periodo corto de tiempo después del cual este reflotará de sus cenizas.

  3. Anónimo 18/12/2008 en 19:41

    “7.- Autoabastecimiento energético y de recursos hídricos en el horizonte del 2020. Acuciados por la elevada dependencia energética (50%) impulsarán la construcción de nuevos embalses y polémicos trasvases, la reapertura de obsoletas minas de carbón y la reactivación de la otrora denostada energía nuclear, complementado todo ello con el extraordinario impulso de las energías renovables y el furibundo embate de los grupos ecologistas radicalizados”

    La apertura de viejas minas de carbón es altamente improbable. Hoy día existen opciones energéticos mucho más eficientes que la combustión. Los combustibles fósiles aún son usados hoy día por la voluntad de las grandes petroleras de exprimir el limón al máximo y, lo más importante, se puede llevar a cabo el recurso psicologico de la escasez para mantener los precios altos. Esto no se puede llevar a cabo con otras fuentes que son inagotables como la nuclear y las renovables (solar, eólica, etc). Cuando caiga esta dictadura de las petroleras, los motores del futuro serán, casi con toda probabilidad, baterías. Estas se recargarán con energía eléctrica que provendrá de nuclear y alternativas. Recientemente se ha presentado un sistema capaz de obtener energía de los movimientos marinos asociados a corrientes y mareas. El potencial de esta tecnología es enorme.

  4. Anónimo 18/12/2008 en 19:34

    Totalmente desacertado
    “1.- Desaparición de la actual Unión Europea y su sustitución por una constelación de países satélites dentro de la órbita de la alianza franco-germana. Esto, conjugando los acuerdos preferenciales energéticos con Rusia con el redescubrimiento de la energía nuclear, serán el referente político-económico europeo de la próxima década”

    Nada más opuesto a la realidad. La realidad es la tendencia hacia el gobierno único. La EU es el hito de esta finalidad, la prueba fehaciente de que la unión total es posible. Lo andado no se desandará. Además con los políticos que existen actualmente en los gobiernos europeos (Barroso, Merkel, Sarkozy, Berlusconi, Sócrates, hasta Zapatero quiere volver al remanso!) este escenario que describes es altamente improbable (por no decir casi imposible)

  5. Novalis 17/12/2008 en 23:19

    Re:El Islam se convierte en religión mayoritaria
    En Francia, la población árabe -incluida la subsahariana (de confesión musulman la mayoría) es muy numerosa. En 2006, según Le Monde, eran algo más de cinco millones, casi un tercio de los musulmanes que hay en toda Europa, principalmente argelinos, marroquíes y turcos. Esto, obviamente, tiene que condicionar en algunos aspectos la sociedad occidental en la que están ubicados. Y en mi modesta opinión, Francia es en ese sentido un ejemplo de tolerancia y convivencia.

  6. Anónimo 17/12/2008 en 17:40

    El Islam se convierte en religión mayoritaria
    Es indudable que el Islam se convertirá en estas fechas en la religión mayoritaria de diversas zonas, por ejemplo, está previsto que así sea en la región de Bruselas. En los Países Bajos hay zonas con un 25 % de musulmanes.

    Esto significa la expulsión progresiva de estas zonas de los ateos, de los que tienen la religión laicista luego, y la consideración de los cristianos como sometidos a cargas en beneficio del Islam.

    Lo de la obra estrenada en Madrid que sucede con motivo de una República Islámica de Cataluña, no es algo risible o ridículo, sino la substitución de la religión laicista y los católicos progres por los musulmanes que tienen claro lo que quieren y lo que creen, a lo que no pueden oponerse los católicos tradicionales por falta de efectivos y visualización pública.

Participa con tu comentario