Martes 27 de septiembre de 2016,
Bottup.com

Jordi Pujol clausura la Trobada de Món Sant Benet

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

… o ‘Las mil caras de Jordi Pujol’, 2003, de Jaume Reixach

Barcelona. De entre el jolgorio de noticias de ayer y hoy, dirigidas a cargar la crisis a más allá de las fronteras (posición unánime en todos los contendientes a por el poder) y lanzándose la culpabilidad de los recortes de unos a otros, encuentro un pequeño recuadro en Ara… con las ‘cosas’ de Jordi Pujol, “genio y figura” acaba la nota.

Invitado a la clausura del Encuentro (Trobada) de Món Sant Benet el equipo televisivo que transmite el acto (del que he de confesar que no tengo ni idea de qué va, ni ganas de documentarme) le advierte ante su desbordado caudal intelectual… “un minuto”:

Que la crisis la fraguaron y conducen hombres como Pujol no creo que quepa duda tan solo dentro de unos meses en que el paro y la miseria alcanzarán cotas nunca vistas

“Ni un minuto, ni dos, ni tres, si no que no me pongan a clausurar jornadas de reflexión…”

Naturalmente en catalán. Ya digo que no tengo ni idea de qué reflexionaban, pero se parece al “no sabe usted con quien habla” propio de los sátrapas franquistas, o del senador socialista Curbelo borracho en un prostíbulo madrileño. El poder marea más que el alcohol.

Que la crisis la fraguaron y conducen hombres como Pujol no creo que quepa duda tan solo dentro de unos meses en que el paro y la miseria alcanzarán cotas… en cuanto a la miseria, los años 40-50, y sobre el paro, lo ‘nunca visto’. Unos hombres que pervirtiendo finanzas y política han arrasado la patria o las dos patrias.

Cuenta Jaume Reixach en ‘Las mil caras de Jordi Pujol’, 2003:

“…paseando napoleónicamente con las manos en la espalda, de un lado a otro de la habitación, solo se escuchaba a él mismo”.
“A la incapacidad de dialogar se añade un afán desbocado por el poder. Prefiere rodearse de gentes con poca personalidad antes que ceder prerrogativas”.

Hace décadas… y ahora, de nuevo se apropia lo mismo de la tele pública que de la Generalitat con Artur Mas o Durán Lleida de correa de transmisión de sus genialidades antimadrileñas. Pero no estoy de acuerdo en lo de que se ha rodeado siempre de gentes de “poca personalidad”. Ateniéndome a Prenafeta y Alavedra, se ha rodeado de perfectos pelotas de inmensa personalidad rufianesca que con el barniz del catalanismo se han enriquecido tanto… que en una noche pagan cada uno en efectivo un millón de euros de fianza, caso Pretoria.

Ante el cúmulo de atentados actuales a la sociedad, a quienes ya solo esperamos que no hayan acabado con la posibilidad de que cobremos las pensiones más mínimas del entorno europeo, nos queda abusar un poco de la demagogia, no para robar, sino para no acabar en las esquinas:

El Confidencial:
“Justifica los recortes en sanidad
Artur Mas: “Dicen que la gente se muere por las esquinas, y eso es alarmismo”

Ahora, de nuevo se apropia lo mismo de la tele pública que de la Generalitat con Artur Mas o Durán Lleida de correa de transmisión de sus genialidades antimadrileñas

Seguro que del recorte en ese Sant Benet o del equipo televisivo, siempre pegado a sus talones, sacaríamos para varios maestros o médicos. Y sobre la elefantiasis de su Generalitat y 270 entidades satélites… no leo recortes drásticos.

Y ante el titular en El Confidencial de hoy

“El PP da por hecho que tendrá que tirar del fondo de reserva para pagar las pensiones
La paga de Navidad pone al límite la tesorería de la Seguridad Social
C. Sánchez .- La destrucción de empleo comienza a pasar factura a la tesorería de la Seguridad Social. Pero lo peor puede estar por venir. Fuentes solventes del Partido Popular dijeron a El Confidencial que es muy probable que el próximo Gobierno tenga que tirar del Fondo de Reserva para pagar las…”

… me pregunto y respondo que si ese fondo de reserva se halla en ‘bonos soberanos’ o perdido entre el “mejor sistema financiero del mundo”… ¡estamos aviados!


Subtítulo y destacados

 

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario