Viernes 09 de diciembre de 2016,
Bottup.com

La Caixa obtuvo 1.510 millones de euros de beneficios en 2009, el Banco de Santander 8.876 millones

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

{xtypo_alert}OPINIÓN{/xtypo_alert}

Si antes de la crisis esas cifras hasta ofendían, después y ahora, diría que son falsas

Sospechosa diferencia por las magnitudes. Que todos, absolutamente todos los Medios nos inunden con su publicidad, o estén dominados con créditos, no los convierte en creíbles. En principio, alimentar a los quebrados grupos mediáticos los hace sospechosos… de tener una masa de crédito o inversiones que en la práctica no se pagará o amortizará jamás, y por tanto, no son rentables aunque les carguen ficticios intereses. Por ejemplo, Grupo Zeta dicen que debe a La Caixa más de 200 millones de euros (con uno de sus hombres controlando), o en conjunto con el resto del Sistema Bancario, Grupo Prisa (en el que La Caixa animaba a invertir) debe casi 6.000 millones, o 3.000 La Sexta y Público. La Vanguardia con Javier Godó de consejero de La Caixa, lo ignoro.

Si se aplicaran los más elementales principios contables, la banca española debería declarar pérdidas

Pero no son los quebrados grupos mediáticos los que hacen sospechar sobre la bondad del activo de las instituciones bancarias. Por lo publicado y mostrado en la práctica, el Sistema Financiero acumula toda la gran burbuja iinmobiliaria y, por si fuera poco, se suma la masa de crédito a cargo del Estado, directa o indirectamente a través de la infinidad de sociedades anónimas, consorcios, o decenas de fórmulas promovidas por Ayuntamientos y Comunidades Autónomas, en peor situación financiera que el sector inmobiliario.

El UBS suizo se atrevió a declarar 6.000 millones de pérdidas por la crisis de 2008. No pasa nada, y todo hace suponer que si contabilizando bien el valor de los activos pierde dinero un banco mayor que el Santander, si se aplicaran los más elementales principios contables, la banca española debería declarar pérdidas.

Si para pagar dividendos o sostener lo llamado ‘benéfico social’, ‘obra social’, o por simple imagen y mantener el valor de las acciones, se mienten a sí mismos, y, por lo tanto, al país y al mundo, se hacen y nos hacen un flaco servicio.

Con la cifra de parados y funcionarios públicos comenté que no creía en las estadísticas y contabilidad nacional, pero la que conozco por oficio y años de profesión, teórica y prácticamente, la contabilidad bancaria, se aleja del principio de sana administración sobre el tan discutido valor de los activos. Lo de menos, que consoliden como beneficios los intereses y comisiones antes del cobro del crédito, hasta la comisión de una simple Visa, sino esos terrenos y pisos, acciones inmobiliarias y la volatilidad de la Bolsa española, con pocos valores cotizables y dominados, valores y empresas, por los mismos bancos, o créditos absolutamente incobrables. La Caixa, Inmobiliaria Colonial, y Santander, Metrovacesa. Y que el Banco de España, el jefe del cártel, autorice provisiones blandas y dudosos pagos por dividendos, indica que el oligopolio bancario va a la deriva, al igual que el país.

Y Caixa y Santander son tradicionalmente los prudentes dentro del oligopolio, el comentario se desmadraría aplicado a las cajas y caixas gobernadas por los socialistas, tipo Caixa de Cataluña, subsistiendo por la total entrega y aval del Estado, que esperemos siga igualmente ‘avalado’ por la Comunidad Europea.

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario