Sábado 10 de diciembre de 2016,
Bottup.com

La esposa de Josep Montilla dice en su biografía que solo tienen deudas, una casa y un coche viejo

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

OPINIÓN / Tras conocerse los cargos y sueldos de la esposa del Presidente de la Generalitat, Anna Hernández Bonancia realiza estas declaraciones

De no conocer hace tres meses de su existencia ni nombre, cuando relacioné sus cargos, pasé a interesarme por ese particular mundo de las primeras figuras de la política catalana que trasciende poco o adulterado.

El caso Pretoria nos descubrió una pequeña punta de ese iceberg. En particular sobre la esposa de Montilla no añadí a mis comentarios lo que ya se cuenta en Internet de su época de trepa y amores, porque no me fío de desconocidas fuentes, aunque más que de las oficiales. Y si considero que en los ambiciosos son normales las pequeñas maldades intentando superar la triste mediocridad (lo que solo consiguen los señalados por el dedo de los dioses) no puedo obviar las tonterías que sueltan ellos mismos cuando se alcanza lo más alto. Así en la biografía de su marido suelta estas perlas:

Sólo se puede permitir una casa y un coche viejo, dice.

La mujer de Montilla: “Lo único que tenemos son deudas”.

La mujer de Montilla que –tras los casos de corrupción en Cataluña– se supo que ocupaba cargos en 14 empresas y que cobraba más de 100.000 euros al año, dice en la biografía de su marido que lo único que tienen “son deudas”, una casa y un “coche de hace diez años”.

El sueldo de su esposo, Josep Montilla, Presidente de la Generalitat de Cataluña, asciende a 164.043,54€

Unas declaraciones ofensivas para los millones de sus súbditos que se devanan los sesos para llegar a final de mes, que ni deudas se pueden permitir, o las adquiridas en la época de vacas gordas (cuando tenían trabajo y firmaron una hipoteca) no las pagarán nunca.

La Sra. de Montilla debería tener problemas de inversión cada final de mes, aunque en menor cuantía que el gran patrocinador y padrino político de su marido, Narcís Serra. Si tiene deudas, como asegura, es sospechoso, ¡debería hacérselo mirar!, aunque cinco hijos gasten lo suyo, y si van al selecto Colegio Alemán y lo que su ambiente conlleva… lo suyo es mucho.

Si a los escasos sueldos del matrimonio, me quedo corto con 270.000 euros al año, se le añaden las varias visas oro de sus cargos entre honoríficos o ‘con dietas y minutas’, y todos los gastos y chóferes pagados, poseer solo una casa porque vendió la anterior, y un coche de hace diez años, significa una frugalidad franciscana, o simplemente tener la cara dura de soltar unas declaraciones dentro de la más rancia hipocresía, digna de cuando los ‘ricos’ funcionarios del Antiguo Régimen, en la época del hambre, los años 40 y a principios de los 50, aparcaban lejos de su despacho oficial para que no les vieran el automóvil.

Sueldo de algunos políticos españoles (datos año 2007):

1. Presidente de la Generalitat de Cataluña, José Montilla: 164.043,54 euros
2. Presidente de la Diputación de Barcelona, Celestino Corbacho: 144. 200 euros
3. Alcalde de Barcelona, Jordi Hereu: 117.398 euros
4. Presidente de la Diputación de Lleida, Jaume Gilabert: 108.220 euros


Titular, subtítulo y destacado

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

6 Comentarios

  1. poyuelito 16/03/2010 en 16:50

    Yo, que ni soy periodista ni ciudadana (ya que el señor Gose nos ha privado de esa libertad de expresión que tanto reclama a ”los del partido popular”, me quedo completamente ojiplática y boquiabierta ante su falta de saber perder.
    Lo único que hay en todo este asunto de tendencioso, tramposo y manipulador es el hecho de tratar de tapar los trapos sucios de casita con los ajenos. Como bien dice el refranero español, antes de ver la paja en el ojo ajeno, mira la viga en el tuyo
    Probablemente, si el señor Gose (porque a pesar de todo, aún le voy a dar tal calificativo)se molestara en leer todo mi comentario sin que la rabia y el egocentrismo le invadieran hasta las pupilas, se daría cuenta de que quizá el más errado sea él. Y no por tratar de darnos su opinión acerca del mundo (ése que tan bien parece conocer) y que no es más que eso, una opinión más; sino por las formas con las que se ha dirigido hacia otra persona que tiene los mismos derechos que él de pertenecer a un partido, a unas ideología, a un sentimiento o incluso a un periódico (que para mí, tiene tanta credibilidad un artículo de El Mundo como uno de El País, por qué será señor Gose?).
    Nadie, y mayusculo NADIE, se merece el trato vejatorio y despectivo que usted ha tenido con el autor de este artículo, que no es más que eso, una persona que se levanta cada día de su cama, ve las mismas noticias que usted, come la misma conmida, y respira del mismo aire. Quizá su mayor pecado haya sido haberse encontrado con un personaje tan degradante como usted, que se eleva a sí mismo a la categoría de bonachón y de conocedor de buena literatura, cuando aún le falta quitarse antes la venda (y fíjese lo grande que es su herida!) de lo egolatra y absurdo.
    Espero que agradezca mucho en el alma mi intención de abrirle los ojos, y se dé cuenta de lo flojo que ha sido su comentario.
    p.D: el señor Montilla no deja de ser corrupto solo porque Aguirre o Camps también lo sean.

    Atte: Una ciudadana y periodista que quizá comparte sus mismos ideales (¡políticos!, dios me libre de poseer semejante educación!)

  2. Anónimo 15/03/2010 en 22:32

    Perdonar, yo no soy periodista ni por supuesto del partido “popular”, por eso precisamente me molesta tantisimo las declaraciones de la “mujer” del “MONTILLA” que sigo pensando que son de verguenza,aunque solo sea por respeto a todas las personas que estan en el paro,y que no tienen un empleo digno aunque quiseran, y os aseguro que hay muchisíma gente que no tienen un trabajo mignimamente digno y lo peor es que no pueden ni pensar en que sus hijos estudien el aleman cuando no pueden ni acceder ha acabar minimamente los estudios “obligatorios” Saludooooos ROSARIO

  3. Anónimo 15/03/2010 en 21:46

    ES VERGONZOSO QUE LA MUJER DEL PRESIDENTE DE LA GERENALIDAT HAGA ESTAS DECLARACIONES, ES MÁS ES PARA DENUNCIARLA Y QUE SE VIERA EN LA `PUUUUUTTTTA MISERIA DE VERDAD COMO MUCHOS CATALANES. SOLO LE DESEO QUE TODO LO QUE SU MARIDO GANA SE LO GASTE EN MEDICAMENTOS, Y NO ES LO PEOR QUE SEGURAMENTE LES DESEA MUCHOS DE LOS CATALANES QUE LEEN ESTAS DECLARACIONES.

  4. Gose 03/03/2010 en 19:10

    Muy mal tienen que andar las cosas en Bottup, para que su redacción en pleno acuda como el séptimo de caballería al rescate de la autoestima de uno de sus miembros. Un miembro, ríanse ustedes, que ni siquiera ha abierto la boca. Menuda cara se le quedaría a la redacción de Bottup, si seguidamente a su intervención, el usuario hubiera abierto un comentario para reconocer que se había equivocado, que su artículo era muy flojo y que agradecía en el alma lo mucho que había aprendido de mi crítica. A eso se le llama poner la venda antes de la herida, señores de la redacción.
    Tan mal deben de andar las cosas en Bottup (ojalá me equivoque) que no solamente patinan en el cuándo; patinan también en el por qué y en el qué. Pero sobre todo patinan en el cómo. Sólo han acertado en el quién y en el dónde, que ya hubiera tenido delito. Que la redacción de Bottup quiera atribuir a “lagunas geográficas” los desequilibrios políticos del artículo de Rafael del Barco es muy triste. Alguien que ha espurgado en la biografía de la mujer de un político para atacar a toda los partidos de izquierda de Cataluña, tiene que saber muy bien quién es Esperanza Aguirre. Y tiene que conocer todas las tramas de corrupción abiertas en Madrid en torno al Partido Popular. Y no digamos ya, aunque sólo sea por “proximidad geográfica”, todo lo que tiene que saber del caso Gúrtel en Valencia. Pero el señor del Barco, siguiendo la lógica de la redacción de Bottup, no debe conocer ni la trama Gúrtel, ni la trama de espías de Madrid, ni la trama del caso “Maquillaje” de Mallorca (también muy cerquita de Catalunya, qué mala suerte) asociada al partido de derechas de turno. Seguro que no. Seguro que el señor Del Barco, en su santa inocencia, no conocía nada de esto. El señor Del Barco sólo conocía el caso Pretoria. Y dentro del caso Pretoria, sólo conocía (por alguna laguna geográfica que la redacción de Bottup seguro que está encantada de explicarnos) los casos en los que estaban implicados políticos de izquierda. De los políticos de CiU ni rastro. De los sueldos de los políticos de CiU ni rastro tampoco. Cuántas casualidad ¿no? señores de la redacción.
    Muy mal tienen que andar las cosas en Bottup para que su redacción asocie la palabra “respeto” a la ausencia de insultos o exhabruptos. Yo creo que el artículo del señor Del Barco es profundamente irrespetuoso, aunque no haya en él insultos ni amenazas. Es irrespetuoso con la verdad, porque se dejó la mitad por el camino. Es irrespetuoso con la inteligencia de los miembros de Bottup, porque no sé a quién quería engañar al intentar pasar su artículo por un artículo periodístico. Y es irrespetuoso con la propia esencia de Bottup, que por muy ciudadana que sea también es periodística. ¿0 me estoy equivocando? A lo mejor, Bottup es sólo un panel de corcho donde los internautas escribimos los que queremos; eso sí, siempre que sea con respeto.
    Si es verdad que la redacción de Bottup
    “pide a aquellos que colaboran con nosotros respeto, veracidad y honestidad”, sería bueno que en alguna pestaña de esta web, explicaran bien claro qué entienden ellos por respeto, veracidad y honestidad. A ver si encuentran la forma de enlazar esas tres cosas con el artículo del señor Del Barco. Y creo que con lo dicho ya hay bastante. Se me ocurren bastantes más cosas, pero los periodistas y ciudadanos de Bottup ahí tienen el artículo del señor Del Barco, mí crítica y el comentario de la redacción. No les hace falta nada más para sacar sus propias conclusiones.

  5. Redacción Bottup 02/03/2010 en 18:34

    Estimado Gose,
    entendemos que nuestros periodistas ciudadanos escriben de lo que les queda más cercano, por geografía, por intereses o por ideología, o quizá sobre aquello que más conocen.
    Lo que pedimos a aquellos que colaboran con nosotros es respeto, veracidad y honestidad.
    Intentamos que en Bottup quepan todas las opiniones (en concreto Nodo Libre es la sección dedicada a eso, a opinión), y que, con las aportaciones de todos podamos conocer un poquito mejor la realidad.
    Aquellas ‘lagunas’ que se producen en los artículos de un periodista ciudadano pueden ser rellenadas por otros y así sucesivamente. Precisamente para evitar lo que ocurre en los medios de comunicación tradicionales, que aportan una visión de la realidad que nos venden como única, así como la invisibilidad de una parte de la población y de la información que parece que no es rentable o que no responde a sus intereses.
    Te agradecemos mucho que compartas tu tiempo e inquietudes con nosotros.
    Recibe un cordial saludo de la Redacción

  6. Gose 02/03/2010 en 18:10

    Hoy voy a ejercer de periodista bonachón. Voy a dar por hecho que lo que dices en tu artículo es totalmente cierto; no me voy a molestar en contrastar tu información. Tampoco me voy a parar en la calidad literaria; también me sobra.
    Lo que no me acaba de cuadrar, ni como periodista ni como ciudadano, es que en tu artículo no haya ni una sola mención a otro montón de casos “llamativos” similares al de Montilla. Te podías haber acordado, por ejemplo, de Esperanza Aguirre (Partido Popular), que se lamentaba en su biografía de su dificultad para llegar a fin de mes. Y Esperanza Aguirre no es la esposa de nadie; es la Presidenta de la Comunidad de Madrid. ¿Qué raro que no te haya llamado la atención? O el caso del Presidente de la Generalidad Valenciana, el famoso Camps (curiosamente también del PP), que en su declaración de bienes decía que sus ahorros bancarios ascendían a 900 euros. Los sueldos que a ti te llaman la atención son los de los políticos de izquierdas (PSC o Esquerra Republicana). Mira, chavalota, tu artículo estaría muy bien para El Mundo, o para ABC, o La Razón, o cualquiera de esos panfletillos del Partido Popular. Allí nadie te iba a llamar la atención por hacer mal tu trabajo; es más, te subirían el sueldo. Aquí nadie te hubiera prohibido que lo publicaras (otra cosa no, pero los de derechas habéis demostrado a lo largo de los siglos vuestra defensa de la libertad de expresión ¿verdad?), pero no sé si es el mejor lugar. Es tan tendencioso, tan tramposo, tan manipulador, que aquí te íbamos a pillar a la primera. Qué lástima. Pero como me sabe mal despedirme con este mal sabor de boca, en homenaje a ti y a todos los que son como tú, pido de todos los presentes un eufórico ¡¡Arriba España!! para despedirte.

Participa con tu comentario