Jueves 24 de abril de 2014,
Bottup.com

La red desenreda las ondas en Marruecos

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (3 votos, media: 10,00 de 10)

 

Durante décadas en los países llamados subdesarrollados las licencias para montar una emisora de radio fueron otorgadas a cuentagotas, hasta que llegó Internet

La información o mejor dicho, la posesión de la misma, siempre fue temida por el que usa la desinformación para perpetuar una mentira, una realidad desvirtuada, deformada. Máxime cuando sólo de la desinformación pende su existencia. Ésta fue, ha sido hasta hace no mucho, la

En 2002 se creó en Marruecos la Alta Autoridad de la Comunicación para “garantizar el ejercicio de la libertad de expresión”

triste realidad de muchos pueblos y colectivos en el mundo. Marruecos, personificado en sus gobiernos de turno desde que la nación ‘dejó’ atrás el período colonial en 1956 y accedió así a una independencia formal e imperfecta, no representa ninguna excepción en este sentido. Durante décadas, el audiovisual en este país es controlado e ideado por el omnipotente ministerio del Interior, pero financiado por impuestos directos e indirectos pagados por los súbditos del Rey, ¡digamos, los ciudadanos!

El 31 de agosto de 2002 se creó la Alta Autoridad de la Comunicación a instancia del mismo Rey Mohamed VI en el discurso de la celebración de la fiesta Trono. Fue para “traducir la firme voluntad de Marruecos de desarrollar la opción democrática y garantizar el ejercicio de la libertad de expresión”. Desgraciadamente, desde 2002 hasta hoy día, el país está muy lejos de conseguir y disfrutar de tales derechos fundamentales. Para una población que sobrepasa los 30 millones de habitantes, luego oyentes, las emisoras o canales de radio se pueden todavía contar con los dedos de la mano: radio Aswat; Cap radio; radio Atlantic; Casa FM; Chada FM; Hit radio; Medi 1; Radio 2M; Radio Plus Marrakech; Radio Plus Agadir; Radio Sawa; aparte las radios integrantes de la SNRT estatales.

Abdelfettah Grini MTV EMA from HIT RADIO on Vimeo.

[important color=green title=video]

[/important]

Con la irrupción de Internet varias emisoras consiguen crear una nueva escuela de hacer radio, como Barxilona Ràdio, radicada en Barcelona y con 20.000 oyentes

Llega la autopista de la información, la red de las redes, y con ella empiezan a irrumpir en el codiciado panorama radiofónico marroquí varias emisoras, las cuales, con mayor o menor éxito, consiguen relativamente crear una nueva escuela de hacer radio, divertir e informar al oyente marroquí. Podríamos hablar probablemente de una liberalización del audiovisual no oficial librada en Internet, en contra de la voluntad de la censura oficial, que asiste impaciente e inquieta a esta silenciosa revolución en las ondas.

Cabe recordar, en este contexto, que la comunidad marroquí en el extranjero, absolutamente descartada del proceso llamado de transición actual, está contribuyendo activamente a esta mencionada revolución mediática; no en balde ha sido la numerosa comunidad marroquí de Barcelona, España, quien ha sido la promotora de Barxilona Ràdio, una emisora online con temática variada nada desdeñable y una media de 20.000 oyentes mensuales. “La radio que te escucha” es elegido como eslogan de la inciativa comunitaria, delante de una audiencia sedienta de rigor informativo, pero también de su derecho elemental de realmente encontrarse en el centro de la noticia y participar de ella. Para eso, cada sesión radiofónica, una línea Skype recibe la interacción de sus oyentes en directo e, incluso, junta las llamadas para crear debate sobre temas que, en muchas ocasiones, elige la misma audiencia a través de las imprescindibles redes sociales.

La red acabará, sin duda, desenredando uno de los feudos más importantes del poder absolutista en Marruecos, y con él caerá el miedo a opinar y a participar en la cosa pública.


Destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Nacido en el Rif, norte de Marruecos, a donde sigue conectado; "con esa cultura milenaria de los hombres libres del Mediterráneo, donde lo oral casí nunca deja libre un ápice de espacio a lo escrito". Rachid pertenece a los jóvenes escritores marroquíes afincados en España, los cuales, precisamente, constituyen la excepción y, probablemente, acuñan una nueva literatura rifeña en Europa. En la actualidad, "está volcado en un vital proyecto de radio comunitaria" pensado para la numerosa diáspora rifeña através del Globo.

Participa con tu comentario