Sábado 01 de octubre de 2016,
Bottup.com

Los bares y los restaurantes no se enteran de la crisis económica

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)
Image
Seguimos yendo a los bares

La patronal hostelera dice que no están notando caída en el consumo

¿Vas menos al bar desde ‘la crisis’? ¿Has renunciado a las cañitas y aperitivos, o prefieres recortar gastos por otro lado?

Paro desbocado. Confianza del consumidor por los suelos. Crisis Inmobiliaria. Despidos. Deslocalizaciones. El poder adquisitivo real de los sueldos en caída libre desde 1997. Pero, por lo visto, los españoles somos del pensamiento de que “la cañita en el bar que no nos la toque nadie”.

No en vano, el adjunto a la Presidencia de la Federación Española de Hostelería y
Restauración (FEHR), José Luis guerra, afirmó hoy que “hasta el momento
no existe en el sector una sensación evidente de que se esté
produciendo una caída acusada del consumo”.

En declaraciones
a Servimedia, Guerra admitió que se podría estar produciendo cierta
desaceleración, aunque rechazó que “el consumo se esté derrumbando. Si
realmente se está produciendo esta ralentización, será en todo caso
lenta y paulatina”.

Según indicó Guerra, enero y febrero
están discurriendo de forma similar a años anteriores con la
tradicional caída que siempre se produce tras las navidades.

Sin embargo, señaló que para conocer lo que ocurre realmente habrá que
esperar a conocer los datos económicos, algo difícil de adelantar en un
sector tan atomizado como éste, en el que están representados más de
350.000 establecimientos.

¿Y tu?

¿Vas menos al bar desde ‘la crisis’? ¿Has renunciado a las cañitas y aperitivos, o prefieres recortar gastos por otro lado?

Cuéntanos cómo te afecta la crisis en tu consumo en los comentarios o con tu propio artículo

{mos_sb_discuss:2}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Somos periodistas, nuestra función en Bottup es editar profesionalmente todas las noticias que producen los usuarios, publicarlas, difundirlas y atender todas las dudas de los autores y del resto de usuarios.

5 Comentarios

  1. Anónimo 14/02/2008 en 8:16

    Los datos ofrecidos por el Instituto Nacional de Estadística (INE) en los últimos tiempos no admiten discusión: de noviembre de 2006 a noviembre de 2007 el cierre de negocios creció casi un 67%. A la debacle inmobiliaria se suma ahora el turismo y los primeros signos de la del automóvil.

    Según el último informe del INE, el número de empresas creadas durante noviembre (10.634) descendió un 15,8% respecto al mismo mes de 2007. Pero el dato más relevante ofrecido por el ente oficial, dependiente del Ministerio de Economía, es el nivel de destrucción de empresas: el número de sociedades disueltas durante dicho mes se eleva al 66,7% respecto a doce meses antes.

    En concreto, en el sector inmobiliario han desaparecido 40.000 agencias, lo que supone la mitad del total, y se han llevado por delante 60.000 puestos de trabajo.

    ¿Es que sobran pisos? En absoluto. Es que falta capacidad adquisitiva para comprarlos, mermada como está por el estancamiento de las retribuciones, el alza de los tipos de interés y el incremento de la inflación que rebaja el poder adquisitivo de las familias. Esta desaceleración complica también las posibilidades de supervivencia de miles de pequeñas empresas, porque los elevados tipos de interés unidos a la escasa liquidez financiera impiden la puesta en marcha de nuevos proyectos empresariales.

    Junto a la construcción, el sector turístico ha sido otro de los soportes del crecimiento de los últimos años, y un pilar básico del Producto Interior Bruto (PIB) y una de las grandes fuentes de la generación de empleo en España. Según los datos que recientemente hizo públicos Exceltur (Alianza para la Excelencia Turística) en 2007 la visita de extranjeros a nuestro país aumento un 2%, hasta los 59,7 millones, pero con una importancia reducción en el gasto (2,8%) hasta los 628,20 euros por turista.

    Esta situación pone de relieve el agotamiento del modelo de la industria turística española, cuyo crecimiento en los últimos ejercicios ha sido de media inferior en un 1,3% en relación con el conjunto del PIB nacional.

    Causas de ese agotamiento son el aumento de precios y la aparición de nuevos destinos emergentes en Iberoamérica, Norte de África y los países asiáticos.

    Y por si todo esto fuera poco, se nos aportan datos oficiales de un descenso del 12% de la matriculación de vehículos en los últimos meses.

    Aún a riesgo de que Zapatero nos llame catastrofistas y anti-patriotas, manifestamos nuestra opinión de que nos hallamos en el inicio de una profunda crisis económica. Y esta crisis no es simplemente de gestión, algo que el mago Pizarro pueda conjurar. Estamos en las puertas de la crisis siempre recurrente, propia del sistema que padecemos, que convierte su vida en un ciclo infernal de embalamientos alcistas, desplomes en la sobreproducción y consiguientes purgas destructivas. Ahora toca purga: desde el punto de vista del beneficio, sobran producciones, sobran servicios y sobran empleos. La purga será administrada a los de siempre.

  2. Anónimo 14/02/2008 en 5:01

    Pues yo trabajo en barra, en un bar del centro de Cordoba, y desde las navidades curro menos que el sastre de tarzán. Yo creo q eso es mentira, sí ha bajado mucho la clientela, y los que vienen te piden lo justico pa justificar su presencia. Yo creo que vienen pq consideran el bar una sala más de su casa, pero si tienen la nevera vacía por la crisis, pues tb la barra…

  3. Anónimo 14/02/2008 en 4:59

    Yo voy más que antes para ahogar mis penas

  4. Anónimo 14/02/2008 en 4:58

    El día que no podamos ir a los bares habrá una revolución

  5. Anónimo 14/02/2008 en 4:58

    Yo sigo yendo igual que antes, pero es verdad que me corto un poco más con las raciones, como mucho pedimos bravas 🙂

Participa con tu comentario