Sábado 03 de diciembre de 2016,
Bottup.com

Los mercados no se fían de España…

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Y la casi totalidad del Gobierno catalán en Ómnium Cultural, la Independencia

Barcelona. Lunes negro. Los mercados no se fían ni de España ni de Italia, ni de ninguno de los alegres países mediterráneos del euro, inmersos en la ‘Gran Corrupción’. La bola financiera creada por la irresponsabilidad política emitiendo papel moneda, o metidos en el euro endeudándose, no tiene más salida que seguir forzando la impresión de más billetes y créditos. Intentar poner en vereda a los irresponsables políticos conllevaría un crak de unas dimensiones inimaginables. Única solución: impuestos y recortes.

Es evidente que los creadores del euro partían de cálculos y parámetros quizá exactos en los países nórdicos pero pura cábala en los mediterráneos

Es evidente que los creadores del euro partían de cálculos y parámetros quizá exactos en los países nórdicos pero pura cábala en los mediterráneos.

A poco de cambiarse los billetes o moneda ‘pesetas’ por euros se preguntaron cómo y por qué España acumulaba y acumula más billetes de 500 euros que Francia y Alemania juntas. Billetes que el 90% de los españoles ni ha visto ni verá.

La segunda gran sorpresa cuando a partir de 2003 se producían al año más viviendas que en esos dos países más Italia, la ‘Burbuja Inmobiliaria’, sin mercado que las absorbiera.

Y a la mucha literatura creada en Europa sobre la irregular expansión de la economía española añadieron la vieja duda sobre el engendro ‘Comunidad Autónoma’; entes públicos que generaban gasto sin apenas recaudación impositiva, con presupuestos en su mayor parte a cubrir por el Gobierno Central.

Si la Federación de Estados es un principio válido y totalmente aceptado, asentado en la distribución impositiva; cada ‘estado’, ‘cantón’ o ‘land’ gasta lo que legalmente recauda, o se endeuda amortizando con sus impuestos y capacidad, que diecisiete gobiernos o parlamentos tiraran cada uno por su parte de los presupuestos generales del Estado, y encima endeudándose, lo catalogaban de puro disparate. Total, la confianza en, concretamente, España es totalmente nula.

Las noticias de hoy de nuevo ponen encima de la mesa “flexibilizar el fondo europeo”, es decir, seguir imprimiendo y emitiendo euros e inyectarlos en Italia, España, Grecia y Portugal o Irlanda. No hay más remedio, de lo contrario el Euro se va al cuerno.

Publica La Vanguardia y todos los periódicos:

“El Eurogrupo y el BCE no logran un acuerdo sobre el segundo rescate a Grecia
Los ministros de Economía de la eurozona esbozan nuevas medidas para evitar el contagio a Italia y España pero sin concretarlas.”

Las noticias de hoy de nuevo ponen encima de la mesa “flexibilizar el fondo europeo”, es decir, seguir imprimiendo y emitiendo euros e inyectarlos en Italia, España, Grecia y Portugal o Irlanda

Y si el Gobierno Zapatero produce pánico, por si fueran pocos los problemas para los ‘mercados’, una anécdota significativa en una Comunidad Autónoma que pretende colocar más ‘bonos patrióticos’ sin capacidad presupuestaria para la amortización… su casi gobierno en pleno acude a un acto convertido en un canto a la independencia de Cataluña:

La Vanguardia:

“Los 50 años de Òmnium cultural
La presidenta de la entidad pide que se ingresen los impuestos en una cuenta pública | Muriel Casals reclama un referéndum oficial y vinculante sobre la independencia de CatalunyaCultura | 12/07/2011 – 00:10h
Entre los asistentes estaban el alcalde de Barcelona, Xavier trias, la presidenta del Parlament, Núria de Gispert, los consellers de Cultura, Ferran Mascarell, de Economía, Andreu Mas-Colell, y de Interior, Felip Puig, así como varios Premis d’Honor de les Lletres Catalanes, como Antoni M. Badia i Margarit, Montserrat Abelló y Jaume Cabré.”

Los impuestos a una cuenta única… y los europeos que cobren las deudas catalanas en Madrid, o que el Gobierno Central avale y financie a sus caixas o nuevos bancos para que continúen absorbiendo deuda pública catalana.


Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario