Miércoles 28 de septiembre de 2016,
Bottup.com

Monjes de Lhasa irrumpen en la gira de prensa organizada por China en Tibet

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Los religiosos lanzaron gritos de “libertad” y de apoyo al Dalai Lama ante los periodistas invitados por Pekín a visitar Tibet


Vídeo de las protestas (Sky News)

Image
Calles de Lhasa (Free Tibet)

Un grupo de unos 30 monjes tibetanos se manifestaron ayer ante los periodistas que, invitados por el Gobierno chino, visitan estos días Tibet bajo un estricto control de las autoridades, según informa AFP.

Los religiosos corearon consignas a favor de Tibet y en defensa del Dalai Lama al cruzarse con los periodistas en el templo Johkang de Lhasa, uno de los templos más sagrados del budismo tibetano.

Las autoridades chinas sostienen que durante las protestas han muerto
22 personas, aunque el Gobierno tibetano en el exilio habla de al menos
140 víctimas mortales y miles de heridos

“Queremos libertad, queremos al Dalai Lama”, gritaron los monjes, que interrumpieron con gritos de “no les creáis, están contándo mentiras” la intervención de un guía oficial que explicaba a los periodistas su versión sobre los sucesos ocurridos en las protestas de los últimos días.

Los templos tibetanos de Lhasa siguen cerrados desde el pasado día 14 y nadie sabe cuándo se volverán a abrir

Los religiosos afirmaron que las autoridades no les dejaban salir del templo desde el pasado día 10, cuando comenzaron las manifestaciones, y que algunos de los monjes encargados de hablar con los periodistas eran del Partido Comunista Chino.

Tras el encuentro con los corresponsales, los monjes fueron desalojados por la policía y fuerzas del ejército sellaron el templo.

Los reporteros han afirmado que Lhasa parecía una ciudad en guerra, con edificios quemados y grupos de soldados patrullando por las calles.

Con este viaje, que concluye hoy, y al que no fueron invitados medios como la BBC, Reuters o France Press, las autoridades pretenden mostrar que la situación en Tibet ha vuelto a la normalidad. Según los periodistas, eso es así en la zona china de Lhasa, pero no en la parte tibetana, donde siguen patrullando abundantes fuerzas del ejército.

Los templos tibetanos de Lhasa siguen cerrados desde el pasado día 14 y nadie sabe cuándo se volverán a abrir, según ha informado a la AFP un reponsable de la Administración de Turismo de Lhasa.

Las autoridades chinas sostienen que durante las protestas han muerto 22 personas, aunque el Gobierno tibetano en el exilio habla de al menos 140 víctimas mortales, un millar de heridos y centenares de detenidos.

Relacionadas:

Amnistía pide a Nepal la liberación de 400 manifestantes pro Tibet
Las protestas contra China se cuelan en la ceremonia de los JJ.OO. en Olimpia
El calvario tibetano continúa
Convocan una manifestación en Madrid para exigir a China que pare la represión al pueblo tibetano
Thubten Wangchen: “Queremos vivir en paz y en libertad”

{mos_sb_discuss:3}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

1 comentario

  1. Anónimo 31/03/2008 en 9:58

    Es interesante saber que el inicio de estos conflictos surgeron a apartir de la guerra fria, Aunque en la opinion publica mundial, el tibet tiene las de ganar, China, como potencia mundial, no se puede ver afectado por una ideologia “pacifista” siendo una nacion socialista.

Participa con tu comentario