Sábado 01 de octubre de 2016,
Bottup.com

Nittúa lleva la banca ética, Fiare, a la escuela

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Los objetivos que se persiguen son formar y educar a nuestros jóvenes y crear una banca ética ciudadana, como elementos para poder cambiar el sistema

Son muchos los años de lucha por una economía diferente. Tiempo en el que la brújula no se ha desorientado nunca sobre el norte que perseguíamos, pudiéramos o no desarrollar en ese momento. Claro que han existido tropiezos y obstáculos, muchos. Estos nos han reforzado en el objetivo. El sistema ha de estar al servicio de las personas y nosotros con ellas.

En el camino no hemos dejado de aprender y de validar mucho de aquello que ya conocíamos. Hay que empoderar a las personas frente al sistema. Hoy NITTÚA da un paso más junto a Roser Batlle, emprendedora de Ashoka, y va a llevar la economía solidaria a la escuela, a los institutos y a la universidad. Todos somos conocedores de que la realidad del pasado mañana les corresponde a ellos y queremos compartir el camino, situarlos frente al sistema con capacidad de acción, siempre desde unos valores éticos y solidarios.

La realidad del pasado mañana les corresponde a ellos y queremos compartir el camino, situarlos frente al sistema con capacidad de acción, siempre desde unos valores éticos y solidarios

Hoy FIARE, proyecto para creación de una banca ética en el que participamos activamente, encuentra en esta alianza la vía para llegar al mundo educativo.

Lo hace apoyándose en el aprendizaje servicio, la metodología que nos aporta Roser, para lograr que el aprendizaje se realice desde la experiencia y con un claro aporte social. Llevar la banca ética a la escuela y resto del sistema educativo nos da un resultado que es múltiple:

  • apoyo al desarrollo curricular de los centros educativos
  • educación en valores
  • posibilitar la implicación social de los jóvenes en su entorno
  • acercar la educación financiera a nuestros niños y jóvenes
  • empoderar ante el sistema financiero a los estudiantes y sus entornos de influencia
  • difundir la realidad del proyecto Fiare
  • apoyar la consolidación de una banca ética ciudadana

Es otro paso más que ha de posibilitar una posición de confianza de la persona en sus capacidades para afectar a un sistema que debe ponerse a su servicio. Apostamos por la educación de nuestros jóvenes como condición necesaria para poder cambiar el sistema.

El autor de este artículo, Raúl Contreras Comeche, es miembro de Nittúa


Subtítulo y destacado

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

1 comentario

  1. Anónimo 20/03/2010 en 17:46

    Excelente enfoque. Una iniciativa pero que muy interesante. Con esto de la “victoria cultural del neoliberalismo2 no podemos dejar de lado la labor educativa para el desarrollo de ciudadanía responsable.

Participa con tu comentario