Sábado 03 de diciembre de 2016,
Bottup.com

La caraqueña Plaza Diego Ibarra fue cerrada tras su reinauguración

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

 

Cuatro años fueron necesarios para reconstruir el recinto público ubicado en la zona más concurrida de la capital venezolana. Seis días después de su reinauguración, se prohibió el tránsito por el lugar

Caracas. El 5 de julio se celebró el bicentenario de la declaración de la independencia de Venezuela. Tras el acostumbrado acto conmemorativo que año tras año se realiza en el Paseo Los Próceres, la Orquesta Sinfónica Juvenil Simón Bolívar ofreció un concierto en la plaza Diego Ibarra, ubicada en el centro de Caracas. Además de ofrecer un espacio para el disfrute cultural, la Alcaldía de Caracas aprovechó la oportunidad para reinaugurar la plaza. Sin embargo, las obras no estaban culminadas y, por tanto, ha debido precintarse de nuevo para que la constructora siga trabajando en la reconstrucción del espacio.

En el año 2007 se iniciaron las obras de reparación de la plaza Diego Ibarra, luego de

Las obras costaron más de 4 millones de euros y su finalización estaba prevista en un principio para el tercer trimestre de 2008

que la alcaldía desalojara a los comerciantes informales que habían tomado el espacio hace más de diez años. El alcalde para ese entonces, Freddy Bernal, declaró que la reinauguración se esperaba para el tercer trimestre del año 2008. Sin embargo, tal cosa no sucedió: las obras fueron paralizadas y en 2011, el nuevo alcalde, Jorge Rodríguez, anunció un nuevo plan de reestructuración para la plaza, destruyendo todo el trabajo que se había hecho, comenzando desde cero y prometiendo una completa reinauguración para el 5 de julio del año en curso.

Sin embargo, transcurridos los primeros cinco días del mes de julio, la plaza se mostraba incompleta: pisadas en el pavimento, las luces de la fuente cubierta con plásticos, cintas amarillas que precintaban ciertas zonas por las cuales no podía transitarse. Tras un acto cultural y musical apoteósico, el cual fue ofrecido y muy publicitado por el gobierno central, las autoridades decidieron, seis días después, que el paso por dicho recinto público quedará prohibido para poder continuar las labores de remodelación. Ahora sólo queda esperar que los postes de alumbrado público, escaleras, drenajes y el piso sean culminados para tener una plaza completa.

Tras este anuncio, los vecinos de la zona expresaron su descontento diciendo que la reinauguración de la plaza fue un fraude total, puesto que las obras no habían sido terminadas para la fecha prevista. Por su parte, Luis Velásquez, presidente del Cabildo Metropolitano de Caracas, exigió que se demuestre cómo se invirtieron los 25 millones de bolívares fuertes (aproximadamente cuatro millones de euros) que se destinaron a las obras que, después de cuatro años, siguen inconclusas.

Fotografías: Eimy Cauterucce Gutiérrez


Destacado

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Participa con tu comentario

Plaza Diego Ibarra fue cerrada tras su reinauguración

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

Normal 0 21 false false false MicrosoftInternetExplorer4

/* Style Definitions */
table.MsoNormalTable
{mso-style-name:”Tabla normal”;
mso-tstyle-rowband-size:0;
mso-tstyle-colband-size:0;
mso-style-noshow:yes;
mso-style-parent:””;
mso-padding-alt:0cm 5.4pt 0cm 5.4pt;
mso-para-margin:0cm;
mso-para-margin-bottom:.0001pt;
mso-pagination:widow-orphan;
font-size:10.0pt;
font-family:”Times New Roman”;
mso-ansi-language:#0400;
mso-fareast-language:#0400;
mso-bidi-language:#0400;}

Cuatro años fueron necesarios para reconstruir el recinto público ubicado en la zona más concurrida de la capital venezolana. Seis días después de su reinauguración, se ha prohibido el tránsito por el lugar.

LEER MÁS

El 5 de julio se celebró el bicentenario de la declaración de la independencia de Venezuela. Tras el acostumbrado acto conmemorativo que año tras año se realiza en el Paseo Los Próceres, la Orquesta Sinfónica Juvenil Simón Bolívar ofreció un concierto en la plaza Diego Ibarra, ubicada en el centro de Caracas. Además de ofrecer un espacio para el disfrute cultural, la Alcaldía de Caracas aprovechó la oportunidad para reinaugurar la plaza. Sin embargo, las obras no estaban culminadas y, por tanto, ha debido precintarse de nuevo para que la constructora siga trabajando en la reconstrucción del espacio.

En el año 2007 se iniciaron las obras de reparación de la plaza Diego Ibarra, luego de que la alcaldía desalojara a los comerciantes informales que habían tomado el espacio hace más de diez años. El alcalde para ese entonces, Freddy Bernal, declaró que la reinauguración se esperaba para el tercer trimestre del año 2008. Sin embargo, tal cosa no sucedió: las obras fueron paralizadas y en 2011, el nuevo alcalde, Jorge Rodríguez, anunció un nuevo plan de reestructuración para la plaza, destruyendo todo el trabajo que se había hecho, comenzando desde cero y prometiendo una completa reinauguración para el 5 de julio del año en curso.

Sin embargo, transcurridos los primeros cinco días del mes de julio, la plaza se mostraba incompleta: pisadas en el pavimento, las luces de la fuente cubierta con plásticos, cintas amarillas que precintaban ciertas zonas por las cuales no podía transitarse. Tras un acto cultural y musical apoteósico, el cual fue ofrecido y muy publicitado por el gobierno central, las autoridades decidieron, seis días después, que el paso por dicho recinto público quedará prohibido para poder continuar las labores de remodelación. Ahora sólo queda esperar que los postes de alumbrado público, escaleras, drenajes y el piso sean culminados para tener una plaza completa.

Tras este anuncio, los vecinos de la zona expresaron su descontento diciendo que la reinauguración de la plaza fue un fraude total, puesto que las obras no habían sido terminadas para la fecha prevista. Por su parte, Luis Velásquez, presidente del Cabildo Metropolitano de Caracas, exigió que se demuestre cómo se invirtieron los 25 millones de bolívares fuertes (aproximadamente cuatro millones de euros) que se destinaron a las obras que, después de cuatro años, siguen inconclusas.

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Participa con tu comentario