Domingo 30 de marzo de 2014,
Bottup.com

El aullido, la resurrección de la mujer salvaje

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

OPINIÓN / La mujer salvaje es una nueva mujer de concebir a la mujer, el conocimiento de su alma

Esté artículo nace de diferentes fuentes. En primer lugar, de la vida personal que cada autor busca expresar en cada uno de sus textos; en segundo lugar, de las conversaciones, neutrales, feministas, machistas y ‘machistas por conveniencia’ que he logrado entablar con algunos y algunas. Y en tercer lugar, le doy gracias a un amigo que me recomendó el libro ‘Las mujeres que corren con lobos’, definitivamente a hombres y mujeres se los sugiero con el ánimo de que exploren y conozcan su parte más salvaje.

Tanto los animales como la mujer salvaje son especies en peligro de extinción. Todos sentimos el anhelo de lo salvaje, nos han enseñado a avergonzarnos del deseo

Debo confesarles que había llorado con frecuencia y en varias ocasiones, pero nunca antes había aullado de tal manera, más adelante entenderán a qué me refiero con aullido, y cuando lo hice comprendí mi naturaleza de mujer salvaje. Hueso a hueso, cabello a cabello la mujer salvaje regresa.

Tanto los animales como la mujer salvaje son especies en peligro de extinción. Todos sentimos el anhelo de lo salvaje, nos han enseñado a avergonzarnos del deseo. Pero la sombra de la mujer salvaje acecha todavía, donde quiera que estemos la sombra que trota detrás de nosotras tiene sin duda cuatro patas.

La naturaleza instintiva femenina ha sido tan mal administrada como la fauna silvestre y las tierras vírgenes.

Al menos yo no pretendo arrasar con mi ciclo natural y mucho menos adaptarme a un ritmo artificial para complacer a los demás. La comprensión de la naturaleza de esta mujer salvaje no es una religión, sino una práctica. Es una psicología en su sentido más autentico, el conocimiento del alma. Sin ella, la mujer carece de oídos para entender el habla de su espíritu o percibir el sonido se sus propios ritmos internos. Sin ella se quedan mudas cuando en realidad están ardiendo.

La diferencia entre vivir desde el alma y vivir sólo desde el ego radica en tres cosas: la habilidad de percibir y aprender nuevas maneras, la tenacidad de atravesar senderos turbulentos y la paciencia de aprender el amor profundo con el tiempo.

Una mujer sabia se parece mucho a una loba, colmada, poderosa con la fuerza vital, dadora de vida, consciente de su propio territorio, ingeniosa, leal y en contaste movimiento. No estamos hechas para ser unas criaturas enclenques de cabello frágil incapaces de pegar un salto o de perseguir la presa. Si a usted le gusta algo o alguien no tema en perseguirlo, el instinto revela buen olfato y el buen olfato sabe a que palo trepar, mejor dicho si está segura no lo piense dos veces, vaya tras él. En este sentido no teman, a veces la mejor tierra para sembrar y hacer crecer algo nuevo otra vez está en el fondo, de esta manera, tocar fondo, aunque extremadamente doloroso, es también el terreno de siembra. Para amar el placer se requiere de muy poco. Para amar verdaderamente se requiere de un héroe que pueda manejar su propio miedo.

Una mujer sabia se parece mucho a una loba, colmada, poderosa con la fuerza vital, dadora de vida, consciente de su propio territorio, ingeniosa, leal y en contaste movimiento

Unirse a la naturaleza instintiva no significa comportarse como una loca sin control, o perder las relaciones propias de una vida en sociedad. Significa justo lo contrario, porque la naturaleza humana posee una enorme integridad. Significa establecer un territorio, encontrar la propia manada, estar en el propio cuerpo con certeza y orgullo, cualesquiera que sean los dones o limitaciones físicas, hablar y actuar en nombre propio, estar en guardia y levantarse con dignidad. Esto es un arte, y como todo arte reside en las entrañas y no en la cabeza. A lo que me refiero es que no le ponga tanto cacumen al asunto. Vamos al grano y hablando claro, las cosas como son, el lenguaje natural es el lenguaje universal.

La mujer salvaje es el olor a buen barro. Es la protesta a voces contra la injusticia y el maltrato. Es aquella por cuya búsqueda dejamos nuestro hogar. El hogar al que regresamos. Es todas las cosas que nos inducen a seguir adelante cuando pensamos que estamos acabadas. Todas tenemos algo y mucho de mujeres salvajes. “Sin excepción, en su interior alberga la Loba, la Mujer Salvaje, aquella que nos llena de energía y nos hace recuperar la espontaneidad, a la vez que nos transforma en animales maduros que saben protegerse de los depredadores dejando a un lado la ingenuidad o la inexperiencia. Puede estar dormida o medio muerta, pero siempre anhelará reencontrarnos”.

Nos deja sus huellas para que pongamos los pies en ella, deja huella donde quiera que haya una mujer que es tierra fértil. Abandona los ancianos padres de la psique. Abandona las verrugas psicológicas. Utiliza el amor hacia ella misma para saber cuando debe gruñir, golpear, atacar, cuando deber retirarse, y cuando tiene que aullar hasta el amanecer.

Hay que agitar más la cabeza, desbordarse un poco más, tener más olfato, más vida creativa, más capacidad de ensuciarse, vivir una existencia más natural, tener más fuego y espíritu, saber cocinar mejor las palabras y las ideas. Negarse a sentir vergüenza, perdonar todo lo que podamos, olvidar un poco y creer mucho.

Si prestas atención el lobo es la más sabia de las criaturas, cuando el lobo aúlla hace siempre la pregunta más importante, no dónde está el alimento más próximo, la pelea o danza más próxima. Sino la pregunta más importante para ver dentro y detrás, para sopesar el valor de todo lo que vive. ¿Dónde está el alma?

Estar ligado a nuestra intuición promueve una dependencia confiable en ella, sin importar lo que suceda

¿Con qué alimenta uno a la intuición para que esté consistentemente nutrida y que responda a nuestras peticiones de escudriñar el ambiente? Uno la alimenta de vida. Estar ligado a nuestra intuición promueve una dependencia confiable en ella, sin importar lo que suceda. Cambia la actitud guía de la mujer, de “lo que será, será” a “déjame ver todo lo que hay que ver”.

Sal al bosque, sal enseguida, si no sales al bosque jamás ocurrirá nada y tu vida no empezará jamás.

Reglamento lobuno para la vida

Ama
Come
Descansa
Vagabundea en los periodos intermedios
Se fiel
Medita a la luz de la luna.
Agudiza el oído del alma
Cuida los huesos.
Haz el amor
Aúlla a menudo


Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

4 Comentarios

  1. gabriel reyes 03/03/2012 en 4:28

    Me gusta tu forma de ver la realidad en el mundo de hoy…

  2. Anónimo 16/09/2011 en 15:52

    :lol:

  3. ►eaglespy®◄ 24/03/2011 en 3:23

    Excelente articulo y la frase de; ”Para amar verdaderamente se requiere de un héroe que pueda manejar su propio miedo.” mucho mejor.
    Triste realidad, quedan pocos lobos en el mundo.

  4. Anónimo 24/03/2011 en 2:25

    Esta vieja es la más!!!!!!

Participa con tu comentario