Miércoles 26 de abril de 2017,
Bottup.com

Sarkozy quiere liderar la revolución verde

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)
Image
Nicolás Sarkozy

El presidente francés presenta solemnemente en el Elyseo un ambicioso paquete de medidas contra el cambio climático

Algunas propuestas las llevará a debatir en el seno de la Unión Europea

Reducir el IVA a productos ecológicos, gravar más las energías fósiles y reducir los impuestos sobre el trabajo, suspender los cultivos transgénicos, implantar aranceles a los productos importados de países que no respeten Kioto, reducir a la mitad el uso de pesticidas en diez años, potenciar el tren y el barco como medios de transportes, obligar a construir edificios que tengan un balance energético positivo…

Una de las propuestas más novedosas es la creación de una tasa ‘clima-energía’ sobre el uso de conbustibles fósiles
Sarkozy propone debatir en la UE la reducción del IVA para los productos ecológicos e imponer tasas a las importaciones que procedan de países que no cumplan con Kioto
Sarkozy: “Nuestro modelo de crecimiento y la paz en el mundo están condenados si no hacemos nada”

No es un dirigente de Greenpeace quien habla, sino el carismático presidente de Francia, Nicolás Sarkozy. El líder conservador desgranó ayer en el Elíseo una batería de medidas ecológicas a implantar en el país junto a propuestas dirigidas al resto de países de la Unión Europea.

Este ambicioso plan de medidas contra el cambio climático, recibido entre el aplauso y el escepticismo, lo desgranó Sarkozy en presencia del  Nobel de la Paz y premio Principe Felipe Al Gore y del presidente de la Comisión Europea, José Mauel Durao Barroso.

Los ecologistas, como Greenpeace y Amigos de la Tierra, aplauden algunas de las medidas , especialmente la prohibición de dos maíces transgénicos, y vigilarán su cumplimiento. Los Verdes ven una operación propagandística, los socialistas dudan de que Sarkozy sea capaz de llevarlas a cabo. La patronal teme un aumento de la fiscalidad. Y los sindicatos y agricultores la apoyan con cierto especticismo.

Una de las propuestas más novedosas es la creación de una tasa ‘clima-energía’ sobre el uso de conbustibles fósiles, que debería compensarse con un reducción de las cargas fiscales sobre el trabajo para evitar un aumento de la presión fiscal.

La reducción del IVA para los productos ecológicos que respeten la biodiversidad y la posibilidad de imponer tasas a las importaciones que procedan de países que no cumplan con el Protocolo de Kioto son medidas que el presidente francés lanzó para su debate en la UE.

En política energética, Sarkozy aseguró que la energía nuclear, aún sin renunciar a ella, y la generada con combustibles fósiles tienen que disminuir su peso relativo en beneficio de las renovables, para lo que dedicará más de 1.000 millones de euros en investigación de energías limpias para hacer de Francia “el líder de las energías renovables”, según dijo.

Las propuestas parece que no son fruto de la improvisación. Un grupo de trabajo impulsado por el presidente galo, en el que han participado ecologistas, ONG, sindicatos, patronal y asociaciones agrarias, las ha estado debatiendo a lo largo de los cuatro últimos meses en un proceso denominado ‘Grenelle del Medio Ambiente’.

Sarkozy, que calificó estas propuestas como una “revolución en nuestra forma de pensar y de decidir”, enfatizó que “nuestro modelo de crecimiento y la paz en el mundo están condenados si no hacemos nada” contra el cambio climático.

{mos_sb_discuss:2}

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

1 comentario

  1. Anónimo 28/10/2007 en 1:13

    Esperanzadoras medidas de nuestro país vecino. Ojalá aquí se aplicara algo parecido. Aunque posiblemente volvamos a ser el contrapunto vergonzoso de Europa, con Rajoy citando a su primo. En esta España surrealista ¿será su primo un personaje real, o será el profesor Bacterio, de Mortadelo y Filemón?.

Participa con tu comentario