Miércoles 07 de diciembre de 2016,
Bottup.com

Sigue suspenso el juicio por la corrupción en Hacienda de Barcelona

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (Valora el artículo)

La enfermedad de la Presidenta impide que Josep Borrel nos recuerde que no recuerda nada

El juicio por la corrupción en Hacienda de Barcelona sigue en suspenso por enfermedad de la Presidenta. Una lástima que Josep Borrell no nos recuerde que no recuerda nada. El quid del proceso, su defenestración de candidato por el PSOE a la Presidencia de la Nación. Las ganadas elecciones primarias de 1998 (únicas e irrepetibles en España) frente a Joaquín Almunia.

Y, sutilezas de los cerrados círculos políticos en España, si en el juicio la Caixa de Cataluña dejará el sabor

En el juicio, la Caixa de Cataluña dejará el sabor de entidad dirigida por el amiguismo

de entidad dirigida por el amiguismo (los créditos se concedían por ‘amigo de…’ en lugar de ratios de solvencia y posibilidad de ingresos para amortizar, o ‘amiguita de director’ (según me cuentan en los últimos despidos), salta a la palestra como dirimente en la fusión de las cajas catalanas, Joaquín Almunia.

La Comisión Europea no ve claro lo de las fusiones y su capitalización por el FROB, el Estado. Ni Europa, ni nadie con los mínimos conocimientos jurídico-financieros, pero en España el cóctel del oligopolio bancario con caixas y cajas incluidas, y el Banco de España de vértice, justifica cualquier parche o inyección de dinero para que el podrido sistema de las cajas benéfico-sociales funcione. Cualquier chapuza vale, y si no se le hace una Ley a propósito. Es fácil, Ejecutivo, Legislativo y Judicial son los tres poderes que en otra de las contradicciones de nuestra peculiar Democracia son uno e indisoluble, aunque troceado en diecisiete reinos de taifa, luchando sus estamentos político-financieros por su trozo de pastel.

Total, fusión detenida, la Caixa de Cataluña y su presidente-ejecutivo, Narcís Serra, amplían el plazo de los

Cualquier chapuza vale, y si no, se hace una Ley a propósito

dos años, concedidos en los pactos de fusión, para ‘arreglar y empaquetar’ las situaciones más vergonzantes o delictivas, a la par que los euros continúan fluyendo, y dedicados, en grandes sumas, a supersueldos o superdespidos, ‘tapando bocas’.

Publica el Ministerio de Economía de Elena Salgado que las cajas ‘cruzarán’ el desierto durante cuatro o cinco años. ¡Fantástico para sus ‘socialistas’ directivos! A tapar pufos o montar operaciones tipo RIOFISA, donde con falsos beneficios contables se enmascaren simples delitos. A limpiar su inmobiliaria PROCAM y sus comisiones al encarcelado ‘Luigi, el bigotis’ (el último mono de la Operación Pretoria, que el juez Garzón, ¡ironía!, retiene en prisión apara ‘evitar la destrucción de pruebas’) o las asociaciones con las sospechosas ESPAIS, Marina Badalona, Terras Cabades, el Consorcio de la Zona Franca o las opacas sociedades inmobiliarias municipales, etc., etc. ¡Demasiado a limpiar!

A las noticias sobre el tema uno en La gran corrupción, la simpática frase de Albert Boadella: “Barcelona para mí es territorio comanche”… para él o cualquiera que discrepe.


Subtítulo y destacados

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario