Domingo 06 de abril de 2014,
Bottup.com

Prohíben a los guardias civiles de tráfico el uso del móvil de servicio

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos6 puntos7 puntos8 puntos9 puntos10 puntos (1 votos, media: 10,00 de 10)

 

Un control de carrerera

Un control de carrerera

Hoy leemos que, mediante una circular, la Dirección General de Tráfico prohíbe a los agentes, que estén de servicio, usar el móvil porque “da mala imagen”.

La Asociación AUCG alega que los propios mandos te piden el móvil particular para el servicio

Dicen, que la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUCG), la Asociación Profesional mayoritaria, ha declarado no entender muy bien la circular porque, alegan: “(…) los propios mandos te piden el móvil particular para el servicio (…) Muchos agentes usan su móvil para consultar las condiciones meteorológicas, clave en la carretera (…)”.

Es todo cierto, y tienen razón en lo que alegan, pero:

En primer lugar, debemos definir el ámbito objetivo de la norma, es decir, se debe considerar de servicio a todo Guardia Civil de Tráfico que se encuentra uniformado y fuera del cuartel, sobre todo si se encuentra junto a su vehículo, apostado en una carretera.

En segundo lugar, debemos recordar que la Guardia Civil es un cuerpo militar. Quienes tienen algunas canas, conocen la vida militar por su Servicio Militar Obligatorio, y todos cuentan, más o menos, la misma historia:

“El primer día, la primera arenga del sargento fue:

- Vosotros aquí sois unos turistas. De los aquí presentes, el único militar soy yo. Cuando os vayáis, yo seguiré aquí, sirviendo a la Patria. El primero que me dé problemas, va a chupar guardia, calabozo, cocina y prevención, todo al mismo tiempo, y no un día ni dos, hasta que le licencien porque, a lo mejor, a mí se me olvida tramitarle el licenciamiento.

Un Guardia Civil es un profesional, y un Guardia Civil de Tráfico, con su vehículo en una carretera, está de servicio

- Portaos como lo que sois. No deis problemas, y volveréis a vuestras casas, como si nada.”

Con el paso del tiempo, lo cierto es que se debe reconocer la profunda verdad de las palabras de aquel sargento. Los soldados de reemplazo eran unos ‘turistas’ que, en su mayoría sirvieron adecuadamente, pero las ‘batallitas’ de sus aventuras sólo quedaron en su recuerdo. Lo hicieron lo mejor que pudieron y supieron pues, poco más se les podía exigir. Tampoco aquellos profesionales podían hacer mucho más.

Aquellos “turistas” solían leer El Jueves, de la que se decía que era una publicación pensada para ellos, para los soldados, su principal cantera de futuros compradores. Tal vez debiera hacerse un estudio de cuanto afectaron sus tiradas al fin del servicio militar obligatorio. Ha sido una duda que siempre he tenido.

El Jueves se guardaba en las taquillas, se leía en los dormitorios y poco más. No era normal ver la revista fuera de esos lugares.

A ningún soldado se le ocurría llevársela a una guardia y, mucho menos, a la garita. En la garita sólo se tenían ojos para escudriñar.

Con esta experiencia, que un Guardia Civil se encuentreapostado en una carretera resulta chocante para la generación que hizo la ‘mili’. Puede que para sus hijos resulte algo normal y, posiblemente, esa sea la causa de esta circular, pero no olvidemos a aquel sargento:

“De guardia sólo se tienen ojos para escudriñar…”.

Yo era un turista, un Guardia Civil es un profesional, y un Guardia Civil de Tráfico, con su vehículo en una carretera, está de servicio. Es más, algunos dicen que un Guardia Civil siempre está de servicio, pero esta interpretación parece excesiva. En eso, sí tiene razón la Asociación.

Imagen: Outisnn

Editado por la Redacción: subtítulo, destacados e imagen

¿Te gustó este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Participa con tu comentario